Acerca del músculo supinador y el síndrome del túnel radial

Escrito por gregory waryasz, md, cscs | Traducido por juliana star
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Acerca del músculo supinador y el síndrome del túnel radial
El síndrome del túnel radial es una neuropatía compresiva en la que existe presión en el nervio radial cerca del codo. (NA/PhotoObjects.net/Getty Images)

El síndrome del túnel radial es una neuropatía compresiva en la que existe presión en el nervio radial cerca del codo. Existe como resultado una debilidad en los músculos del antebrazo y un posible entumecimiento y hormigueo en la mano. El tratamiento para esta condición está dirigido al alivio de las fuerzas de compresión en el nervio.

Otras personas están leyendo

Supinador

El supinador es un músculo en el antebrazo que permite que este realice la acción de supinación. La supinación se refiere a la rotación del antebrazo para que la palma de la mano quede hacia arriba. El supinador no es el único músculo involucrado en este proceso, los bíceps pueden supinar el antebrazo cuando el codo está doblado.

Nervio radial

El nervio radial es un nervio importante para las extremidades superiores, tanto para realizar sus funciones como para recibir sensaciones. En el antebrazo, este nervio suministra a los músculos que pueden mover el codo, la muñeca y los dedos.

El nervio radial y el supinador

El nervio radial se divide en diferentes ramas para suministrar muchas estructuras diferentes. Una de ellas es conocida como la rama profunda del nervio radial, que penetra el músculo supinador. Algunos se refieren a este como nervio interóseo posterior, o NIP. La estrecha proximidad de las estructuras en esta ubicación anatómica cerca del codo permite la compresión de los nervios en diferentes lugares. Debido a la ubicación en la parte lateral del codo, el síndrome a menudo es confundido con la epicondilitis lateral, o codo de tenista, y también con el síndrome de compresión del nervio interóseo posterior.

Síndrome del túnel radial

El síndrome del túnel radial es una forma de neuropatía compresiva. Los músculos y otras estructuras que rodean al nervio radial al nivel del codo lo presionan alterando su función. El sitio de compresión más común que conduce al síndrome del túnel radial se encuentra en el músculo supinador, de acuerdo al libro de texto de ortopedia de Wheeless. Otras posibles ubicaciones de compresión de nervios que ocasionan el síndrome del túnel radial se encuentran en las bandas fibrosas de la parte inicial del túnel radial, a partir de los vasos sanguíneos o desde el origen del tendón del músculo extensor radial corto del carpo.

Síntomas del síndrome del túnel radial

Cuando el nervio radial se comprime debido a este síndrome, los pacientes experimentan un profundo dolor en el antebrazo que se irradia desde la parte exterior/lateral del codo a la parte superior/dorsal de la muñeca. Los pacientes pueden presentar sensibilidad directamente arriba del punto del codo que se encuentra cerca del músculo supinador, localizado alrededor de la parte lateral del codo. Puede ocurrir un entumecimiento y hormigueo en la parte superior de la mano. En general hay dolor ante cualquier resistencia a la supinación y la extensión de la muñeca. El dolor también puede estar presente con la pronación al mover las palmas hacia arriba y con la flexión de las muñecas.

Diagnóstico

El médico puede ordenar radiografías, resonancias magnéticas o estudios de los nervios que ayuden a encontrar la fuente del dolor. La presentación clínica del síndrome de compresión del túnel radial a menudo se diagnostica incorrectamente como codo resistente de tenista, epicondilitis laterial o síndrome del nervio posterior interóseo. Puede ser muy difícil diferenciar las tres condiciones debido a que tienen síntomas similares.

Tratamiento

El tratamiento para el síndrome de compresión del túnel radial está dirigido a aliviar las fuerzas de compresión sobre el nervio. De forma inicial pueden intentarse métodos no quirúrgicos como una férula y terapia física. Si éstos fallan, el nervio radial puede descomprimirse quirúrgicamente. De acuerdo a la Revisión Ortopédica Exhaustiva de la AAOS, el tratamiento para la comprensión del nervio posterior interóseo y el síndrome del túnel radial involucra las mismas técnicas de descompresión quirúrgica. Durante la operación, la epicondilitis lateral y el codo de tenista también pueden tratarse con métodos quirúrgicos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles