Acerca de la vida en familia en la colonia

Escrito por tammy forner | Traducido por pablo andrizzi
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Acerca de la vida en familia en la colonia
Las familias de la América colonial estaban ocupadas. (Comstock/Stockbyte/Getty Images)

Las familias de la América colonial estaban ocupadas. Tenían que trabajar continuamente para que todo lo que utilizaban pudiera hacerse y para que tengan comida para el día. Sentían que era importante educar a sus niños, sin importar si era en la escuela o en casa. Luego de que se terminaban sus responsabilidades familiares, tenían tiempo para algo de diversión en familia. Combinaban el trabajo hacia una meta comunitaria, como construir una casa, con una celebración luego de completarla.

Otras personas están leyendo

Los hechos

Las familias coloniales con frecuencia tenían muchos hijos y a veces tenían tíos, tías y abuelos viviendo juntos. El tiempo de los colonizadores se pasaba con frecuencia trabajando. Las mujeres tanto jóvenes como viejas hacían tareas del hogar, incluyendo cocinar, limpiar, ordeñar vacas y enmendar ropa. Los hombres hacían todo desde el comercio a hacer las leyes. Los padres e hijos también cazaban en busca de carne. Cada temporada había nuevos trabajos. Durante la primavera se desplumaban gansos para hacer almohadas y colchones. En verano se cosechaban las frutas y vegetales. En otoño los hombres y mujeres carneaban y humeaban animales de granja. El trabajo de invierno involucraba hilar lana para coser nuevas ropas y ropa de cama. Intentaban hacer del trabajo algo disfrutable ya que pasaban gran parte de su tiempo trabajando. Se juntaban para arar los campos, coser colchas o construir una casa. Comían juntos y a veces bailaban luego de terminar. Los colonizadores ricos tenían esclavos para hacer el trabajo mientras ellos leían, jugaban juegos de mesa y bailaban. Aprender a bailar, especialmente para las colonias del sur, era una habilidad importante que a veces se enseñaba por instructores viajantes. Si las familias tenían suficiente dinero, mandaban a sus hijos a la escuela. Si no podían costear la escuela, los hijos podían comenzar como aprendices tan pronto como a los 9 años y las niñas aprendían a coser. Las casas de la colonia temprana usualmente eran una habitación con una chimenea para calefacción y cocina. Algunas familias tenían muebles básicos como sillas y mesas. Los hogares familiares usualmente tenían una pequeña cantidad de tierra para algunos animales y un jardín para la comida de la familia.

Características

Los colonizadores tempranos tenían algunas costumbres que eran prácticas y otras que eran religiosas. A los niños se les enseñaba que la pereza era un pecado. No importaba si vivían en pueblos o en colonias rurales, siempre se les pedía que se levantasen temprano para realizar tareas. Los buenos modales también eran importantes. Utilizaban un libro de modales para enseñarlos a todo el mundo. Para los colonizadores tempranos, comer con sus manos se consideraba de buenos modales, ya que los tenedores fueron inventados luego. Comían de platos de madera, pero consideraban que era demasiado llamativo que cada uno tenga el propio, por lo que compartían. Las familias escuchaban a un ministro que les enseñaba que bailar era un pecado, pero la mayoría disfrutaban de bailar y lo hacían de cualquier modo. Las familias tampoco tomaban agua o se bañaban muy seguido. Esto era por razones más prácticas ya que no estaban seguros qué tan limpia estaba el agua.

Marco temporal

El sitio web de la Librería del Congreso data el inicio de la América colonial en 1492 cuando Cristobal Colón la descubre. Pero Jamestown, Virginia, la primera colonia permanente no fue fundada hasta 1607. Los peregrinos vinieron luego en 1620 y fundaron Plymouth, Massachusetts. No fue hasta 1720 que la mayoría de la costa Este de América estaba asentada.

Geografía

Las familias coloniales de América vivían en zonas rurales además de en colonias más grandes con pueblos. Los pueblos más grandes podían tener tabernas, pequeñas tiendas, y una casa de reuniones. Eventualmente había 13 colonias a lo largo de toda la costa este de América: Connecticut, Delaware, Georgia, Maryland, Massachusetts, New Hampshire, New Jersey, New York, North Carolina, South Carolina, Pennsylvania, Rhode Island y Virginia.

Evolución

Los primeros colonizadores americanos vivían en cuevas que habían cavado o en chozas de barro. Comenzaron a vivir en cabañas de troncos de una habitación una vez que aprendieron cómo construirlas. Luego comenzaron a construir casas de madera de dos pisos luego de que obtuvieron la madera cortada a mano o madera de un aserradero que necesitaban. Estos hogares eran similares a los que dejaron en Inglaterra. Algunos hogares tenían varios dormitorios, una casa ahumadora, una cocina que estaba separada del resto de la casa y una casa de exteriores. Para el 1700 tardío, comenzaron a usarse arquitectos en las colonias más grandes para las familias más adineradas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles