Actividades de seguridad con niños para la prevención de incendios

Escrito por r.j. bowman | Traducido por pei pei
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Actividades de seguridad con niños para la prevención de incendios
Enseñales qué hacer cuando los detectores de humo se activen.

Hablar sobre incendios con los niños puede asustarlos demasiado. Desafortunadamente, cada año son reportados más de 400.000 incendios en hogares en los Estados Unidos. Esto indica que los niños deben aprender lo peligroso que resulta el inicio de un fuego. Al enseñarle cómo evitarlos y qué hacer en caso de que se presente un gran siniestro de esa naturaleza, tendrás la confianza de que sin importar lo que pase, tus niños estarán a salvo.

Otras personas están leyendo

Previniendo los incendios

Comienza a enseñarle a tu hijo lo que es el fuego. Es tan simple como encender una vela y hablarle acerca de la llama. Dile que está muy caliente y que hará que poco a poco, la vela se derrita. Explícale que si intenta tocar la llama, se quemará los dedos y le dolerá mucho. A continuación, muéstrale cómo comienza un incendio. Es importante señalarle que cualquier cosa que se caliente demasiado, puede iniciar una llama y por lo tanto, un incendio. Habla sobre cómo se puede evitar que esto suceda. Los niños tienen la mala costumbre de poner las cosas en la parte superior de sus lámparas de mesa, así que asegúrate de hacer hincapié en lo peligroso que esto puede ser. Dile al niño que los focos se calientan mucho y que cualquier cosa que los toque puede incendiarse y provocar un gran desastre. Por último, enséñale lo más importante sobre encendedores, fósforos y chimeneas. Explica que sólo los adultos deben usar un encendedor para encender una vela y que los niños nunca deben tratar de encender la chimenea. Tómalo de la mano y ve con él por toda la casa buscando cualquier cosa que pudiera ser peligrosa en lo que respecta al fuego. Deja que te señale cualquier cosa que él piense que podría incendiarse. Habla con él acerca de las cosas que son seguras y de las que no lo son.

Alarmas de seguridad y detectores de humo

Muéstrale a tu hijo dónde se encuentran los detectores de humo en la casa. Utiliza el botón de prueba para que escuche el ruido que hacen y luego explícale que si alguna vez escucha ese ruido, significa que algo que estaba muy caliente esta comenzando a quemarse y a emitir humo. Deja que el niño esté a cargo de las pruebas del detector de humo. Toma el calendario y coloca una pegatina o calcomanía en un día cada mes para recordar que es momento de revisar las alarmas contra incendios y los detectores de humo. Cada mes, vayan juntos a cada alarma de la casa y realicen la prueba para asegurarse de que el sistema funciona correctamente. Luego deja que el niño ponga la siguiente marca en el calendario. Dos veces al año, cambia las baterías del detector de humo. Cuando lo hagas, pon dos marcas en el calendario para recordar cuando lo hiciste la última vez.

Planes de escape

Habla con el niño sobre lo que debe hacer en caso de que ocurra un incendio dentro de la casa. Dile que tiene que salir lo más rápido posible, ya que a veces los incendios son grandes y feroces y quizá no haya tiempo de que pida ayuda a mamá o a papá

Determina una ruta de evacuación en tu hogar. Entra a cada habitación y háblale sobre las maneras en que puede salir sin utilizar la puerta. Una forma es hacerlo a través de la ventana. Deja que el niño trate de abrir la ventana por sí mismo para asegurarte de que podrá hacerlo solo. Si los dormitorios están en el segundo piso, compra unas escaleras de emergencia para caso de incendios y enséñale al niño cómo usarlas.

Recomiéndale que si la puerta está cerrada, debe fijarse en cómo se siente antes de abrirla. Si está caliente, pídele que no la abra y que mejor trate de salir por la ventana. Si la puerta no está caliente, pero escucha la alarma del detector de humo, dile que te llame para avisarte. Puntualiza que si no respondes, debe ir directamente al exterior. Planifica un lugar de encuentro para tu familia, como por ejemplo, la casa de unos vecinos a unas cuantas cuadras de la tuya. Aquí podrás llamar a los bomberos de forma segura. Practica la ruta de escape con la familia completa para asegurarte de que todos se sientan cómodos y de que todos dominen las maniobras.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles