Adherencias y dolor pélvico

Escrito por sarah dewitt ince | Traducido por florencia prieto
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Adherencias y dolor pélvico
Las mujeres que se someten a la operación de cesárea pueden sufrir de dolor pélvico.

Las adherencias se forman a medida que el tejido de las cicatrices se desarrolla a partir de lesiones graves o cirugía mayor. Las adherencias en la región pélvica son comunes entre las mujeres que se han sometido a una cesárea. El tejido de las cicatrices pueden empeorar aún más con cada operación de cesárea. Otros tipos de cirugías abdominales para otros órganos también pueden causar dolor pélvico en hombres y mujeres. Cada persona se cura de manera diferente y algunas personas pueden sufrir de dolor pélvico toda su vida a causa del tejido de cicatrices profundas.

Otras personas están leyendo

¿Qué son las adherencias?

Las adherencias son cicatrices internas ocultas dentro de los tejidos. De acuerdo a la International Adhesions Society, el dolor pélvico proviene de la sensación de tirar causada por la tracción en los nervios, tejidos y tendones. Algunas terminaciones nerviosas pueden quedarse atrapadas al ser cortadas, lo que genera las adherencias. Las cesáreas son una causa común de las adherencias pélvicas. La tasa de cesárea en los Estados Unidos es aproximadamente del 30 por ciento. Otras causas son las cirugías para tratar las enfermedades inflamatorias, cirugías de hernia y otros tipos de cirugía abdominal.

Tipos

Existe sólo un tipo de adherencia, pero algunas adherencias son más gruesas y más graves que otras. Las adherencias más dolorosas son aquéllas en las que hay más nervios enredados, lo que provoca dolor sólo con moverse. No obstante, existen diferentes tipos de dolor causados por las adherencias. Por ejemplo, el dolor se puede describir como una sensación de pinchazos, de apuñalamiento, de entumecimiento, dolor ulcerante o sordo.

Efectos

Los efectos del dolor pélvico causado por las adherencias puede ser grave, especialmente para las mujeres. El dolor constante proveniente de las adherencias es un permanente recordatorio del dolor experimentado durante la cesárea. Para algunas mujeres, el dolor puede ser grave y debilitante, especialmente para aquéllas que se han sometido a múltiples cirugías para dar a luz a muchos niños. El parto vaginal luego de un parto por cesárea puede reducir los efectos que las múltiples cirugías pueden tener en el cuerpo. No obstante, no todos los médicos están a favor del parto vaginal luego de un parto por cesárea. Es necesario considerar las opciones más detenidamente dado que muchas mujeres sufren de los efectos físicos dolorosos de las reiteradas cirugías. Las adherencias graves pueden hacer que una persona tenga problemas para realizar ejercicio o incluso para trabajar. Las adherencias también pueden llevar a la obstrucción de los intestinos y otras complicaciones como la endometriosis. Otro efecto es la infertilidad.

Consideraciones

En algunos casos, el tratamiento físico y los métodos de masajes se utilizan para ayudar a librar a los tejidos en las estructuras subyacentes. La cirugía con láser también puede ser beneficiosa para algunas personas, pero más cirugías puede conllevar a más problemas para algunas personas.

Opinión profesional

El Dr. Hugo González dice que la tendencia de la cirugía incrementa el riesgo de sufrir problemas a raíz de las adherencias. El cuarenta y seis por ciento de las mujeres que se han sometido a una segunda operación de cesárea han sufrido adherencias pélvicas. Las mujeres que se han sometido a cuatro o cinco operaciones de cesárea han sufrido un 83 por ciento de incidencia de adherencias pélvicas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles