Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas

Escrito por pablo gowezniansky
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
Estar saludable no tiene que ser un martirio. (Barryj13/iStock/Getty Images)

Estar saludable no tiene que ser un martirio. Estar saludable debe convertirse en un estilo de vida. Y como tal, no tiene que generarte pesadillas, sino placer, entusiasmo y ganas de progresar. Tener hábitos saludables es como cuando te enamoras. Porque cuando algo te hace verdaderamente bien, no quieres dejarlo ir.

Hábito de la paciencia

Por increíble que pueda parecer, el primer hábito que hay que cultivar para adquirir progresivamente otros hábitos saludables es el hábito de la paciencia. Sin este activo, no podrás alcanzar tu meta de estar mejor. Durante décadas las dietas y los cambios de estilo de vida no han tenido en cuenta este factor, y es por eso que han habido cantidad de decepciones, efectos de rebote (mejorar y luego empeorar aún más de como se estaba en un comienzo) y malograciones de tiempo, pues muchos han querido buscar resultados inmediatos. Una vez que entiendas que tienes hábitos muy arraigados y para cambiar esos hábitos necesitas tiempo, amor propio y paciencia, tendrás la llave que te permitirá, verdaderamente, alcanzar todo lo que te propongas.

Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
El primer hábito a incorporar es el hábito de la paciencia. (Shaiith/iStock/Getty Images)

Hábito de aprender de uno mismo

Sea cual sea el camino que escojas, el cambio que decidas hacer, el camino más directo para conseguirlo es aprendiendo de ti mismo. No aprender de las experiencias de los demás o de lo que puede decirte tu nutricionista, tu maestro de artes marciales o cualquiera de tus amigos; si bien escuchar a los demás es muy valioso y un gran aprendizaje, no hay mayor aprendizaje que aprender a escucharte a ti mismo. Por eso, tienes que comenzar a aprender de ti. Esto se explicará en mayor detalle en el siguiente paso.

Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
El camino más directo es siempre aprender de ti mismo. (Ruslanshug/iStock/Getty Images)

Hábito de conocer el propio cuerpo

Aprender de ti implica conocerte a ti mismo, aprender a reconocer tu propio cuerpo. No hay dos cuerpos iguales en toda la naturaleza. Un hábito saludable es conocerte; de esta manera, sabrás cuándo exigirte y cuándo no, cuándo necesitas un descanso, cuándo puedes ir un paso más allá, cuándo tienes que ser contemplativo y generoso con tus límites, reconociéndolos para que no te haga daño el sentir que no te estás superando, y cuándo tienes que darte cuenta de que puedas dar más, de que aún no lo estás dando todo. El equilibrio entre no dar demasiado y no dar de menos implica un inmenso logro, y sólo se consigue a medida en que conoces tu propio cuerpo.

Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
No hay dos cuerpos iguales en toda la naturaleza. (Wavebreakmedia Ltd/Wavebreak Media/Getty Images)

Hábitos alimenticios

La alimentación es la piedra angular del cuerpo humano. Es lo que te mantiene constituido, armado, lo que une las partes de tu cuerpo. A través de la alimentación, tu cuerpo es capaz de producir la energía necesaria para que continúe funcionando adecuadamente. De aquí entenderás que tener hábitos alimenticios mejores redunda en un gran beneficio para ti. En general, es importante que comprendas que las frutas son altamente nutritivas para ti y que incorporarlas a tu rutina diaria tiene un valor inconmensurable para tu salud. Consumir cítricos a la mañana es una gran manera de incorporar este valioso alimento a tu vida. Toma el hábito de incorporar lentamente frutas a tu vida. Comer una pera o una manzana a la tarde, después del trabajo o antes de ir a la facultad; consumir banana después de hacer actividad física. Comienza, además, a comprar tus alimentos en tiendas naturistas en lugar de hacerlo en hipermercados. Consume cereales integrales en lugar de granos refinados; consume más verduras y no tanta carne. Sé mesurado en el arte de alimentarte, sin llenarte hasta explotar luego de cada comida. Ve de a poco, pero con firmeza, y adquiere hábitos que te harán rendir más en lo físico y en lo intelectual.

Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
La alimentación es la piedra angular del cuerpo humano. (Ingram Publishing/Ingram Publishing/Getty Images)

Hábitos de respiración

El oxígeno es, tal vez, la mayor y más importante fuente de vida. Es aquello que haces, de manera involuntaria, durante todos los días de tu vida, sin excepción, y que tiene la capacidad de incrementar muchísimo tu salud. Si tomas el hábito de respirar mejor, de oxigenarte más, tus células, al estar más oxigenadas, trabajarán de manera mucho más eficiente, y eso redundará en beneficios físicos y emocionales. Un hábito necesario de incorporar es aquel de la respiración completa. En el yoga lo denominan "respiración yóguica", pero de ninguna manera es exclusivo de esta técnica. Es una nutrición de oxígeno básica para cualquier humano y todo bebé del planeta Tierra lo hace sin siquiera pensarlo. Esto es, respirar desde el abdomen, expandiendo las clavículas y llevando el aire hasta el pecho. Es una respiración profunda y tiene la virtud de aclarar y despejar la mente, aumentar tu vitalidad y tranquilizarte si te encuentras intranquilo. Sólo debes tomar el hábito de hacer cinco minutos de respiración profunda a la mañana, antes de salir al trabajo, y a la noche, antes de irte a acostar y luego de haber cenado.

Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
El oxígeno es, tal vez, la mayor y más importante fuente de vida (AntonioGuillem/iStock/Getty Images)

Hábitos de equilibrio emocional

Si bien a menudo son pasados por alto, los hábitos de equilibrio emocional son una de las maneras de desarrollo humano más evolucionadas de todas. Requiere tener un trabajo integral con uno mismo. Haber sabido aprender de ti mismo, reconocido y aceptado tu cuerpo, entender tus limitaciones, comprender cómo sueles comportarte, reconocer tus reacciones instantáneas, y dominar todo aquello que te genera una energía negativa, un malestar en tus emociones. Hay emociones que de por sí son negativas y tienes que aprender a reconocerlas y a no dejarte llevar por ellas: el enojo, la codicia, la envidia, la tristeza abrumadora, la autovictimización. Todas estas emociones tienen una gran fuerza que buscarán llevarte, de manera abrasiva, hacia el descontrol. Perturbarán tu energía, te perjudicarán a ti y a tus relaciones; en definitiva, te harán daño si te dejas manipular por estas emociones fuertes, incluso si a nivel lógico sientes que están justificadas. El hábito del equilibrio emocional, de aprender a leer y detectar cuándo te atacan estas emociones negativas, te llevará a superar tus metas, a llevar adelante tus desafíos y, en definitiva, a vivir más feliz.

Cómo adquirir hábitos saludables sin sufrir pesadillas
El hábito del equilibrio emocional te llevará a superar tus metas. (Ridofranz/iStock/Getty Images)

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles