Cómo aliviar la tensión en la mandíbula y en el cuello

Escrito por red ashton | Traducido por ehow contributor
Cómo aliviar la tensión en la mandíbula y en el cuello

Comstock/Comstock/Getty Images

Es muy probable que tu cuello se tense, después de todo, sostiene tu cabeza durante todo el día. Las mandíbulas también son propensas a tensionarse y causar dolor muscular. A menudo, las personas no saben que sufren tensiones en estas zonas hasta que el dolor se vuelve insoportable o su movimiento es limitado. La concientización es la base para hacer frente al dolor de cuello y mandíbula. Según "Yoga Journal", la tensión muscular puede provocar dolores de cabeza y otros problemas de salud. Realizar ejercicios de estiramiento y masajes de manera regular ayuda a relajar los músculos tensos.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una almohada cilíndrica
  • Una almohada
  • Una crema analgésica
  • Una compresa caliente

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Se consciente de tu tensión. Contrólate por lo menos una vez por hora: ¿está tensa tu mandíbula y los dientes apretados? ¿Está tu cuello torcido hacia adelante y tiene nudos? Relaja la mandíbula y el cuello cada vez que te des cuenta que los músculos están tensos.

  2. 2

    Estira los músculos del cuello con la posición de yoga conocida como Supta Baddha Konasana. Acuéstate sobre tu espalda. Coloca una manta o cojín en la parte inferior de la espalda. Estira tu cuello con la cabeza en el piso. Mantén las piernas extendidas frente a ti o deja que las plantas de tus pies se toquen entre sí. De acuerdo con "Yoga Journal", este ejercicio libera la tensión del cuello. También puedes realizar un estiramiento de cuello simple mientras estás en tu escritorio. Lleva tu mentón hacia tu pecho, estirando la parte trasera de tu cuello. Mantén esta posición de 15 a 20 segundos. Baja tu barbilla y estira el cuello hacia la izquierda y la derecha. Según la Clínica Mayo, debes realizar estiramientos suaves y cortos para evitar desgarros y dolor.

  3. 3

    Tensa la quijada tan fuerte como sea posible y luego dejar que se relaje. Respira profundamente y mantén el cuello y la mandíbula relajada mientras estás acostado sobre tu estómago durante 5 a 10 minutos. Intenta realizar "el desplazamiento de la mandíbula". Coloca tus dedos en debajo del lóbulo de las orejas mientras te miras en un espejo. Inhala por la nariz y exhala por la boca. Mueve la mandíbula lentamente hacia la derecha en la medida de lo posible y luego lentamente hacia la izquierda. Según massagetherapy.com, este movimiento minimiza la tensión en la mandíbula y con el tiempo reformará los músculos faciales.

  4. 4

    Envuelve tu cuello con una compresa caliente y déjala por 10 minutos. Vuelve a calentarla y aplícala nuevamente si es necesario.

  5. 5

    Utiliza una crema analgésica y unta tu cuello y los costados de la mandíbula, justo debajo de los lóbulos, todas las noches antes de ir a la cama. Masajea la crema para que penetre en el cuello y la mandíbula con los dedos índice y medio. Realiza movimientos circulares frotando suavemente los músculos tensos.

Consejos y advertencias

  • Cuando la tensión en el cuello y la mandíbula es crónica y severa, debes consultar con un fisioterapeuta o quiropráctico.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media