Cómo hacer anillos y collares de oro

Si te gusta la apariencia de las joyas de oro, pero no puedes darte el lujo de comprarlas en este momento, puedes crear tus propios anillos de oro y collares con los componentes de joyas de oro. Dado que es probable que no tengas los medios propios para fundir y verter tus joyas de oro, utiliza alambres o lo que encuentres chapado en oro o de oro laminado, lo ideal sería de 14 o de 24 quilates. Es fácil crear tu propia joyería de oro, siempre y cuando tengas las herramientas y suministros adecuados.

Gold jewelry set image by lune from Fotolia.com

Necesitarás

Otras personas están leyendo

Paso 1

Corta 2 1/2 pies (76,2 cm) de un alambre de oro laminado de 20 calibres (0,81 mm de diámetro) con un alicate. Pon una cuenta chapada en oro sobre el alambre, para a mitad de camino y dobla los dos extremos del cable a cada lado de modo que corran paralelas entre sí.

Paso 2

Sostén la cuenta en el alambre contra un anillo de mandril, un tamaño más grande de lo que quieres que sea el anillo. Por ejemplo, si deseas que el anillo sea una talla 8, comienza en la talla 9. Coloca los dos extremos alrededor del mandril tres veces y asegúrate de que se crucen entre sí y que cada vez que se crucen lo hagan por debajo de la cuenta. Cuando lo haz dado vuelta tres veces, tira los dos alambres en direcciones opuestas (hacia atrás y hacia adelante) a cada lado de la cuenta.

Paso 3

Desliza el anillo fuera del mandril y envuelve cada extremo del alambre alrededor del cierre de alambre a la perla. Envuelve bien, unas cuatro veces, y asegúrate de que los alambres que se envuelvan alrededor de tu dedo permanezcan uno al lado de otro y que no se crucen.

Paso 4

Recorta el exceso de cable de los extremos de modo que haya aproximadamente 1/8 de pulgadas (0.32 cm) en el extremo. Sujeta el extremo con un par de pinzas de punta de cadena, de modo que no haya extremos que salgan y pinchen. Ahora tienes un anillo chapado y laminado en oro.

Paso 5

Corta tres o cuatro bobinas de un poco de alambre memoria chapado en oro con el alicate. El alambre memoria ya viene enrollado en una forma redonda, pero es lo suficientemente flexible como para ser ampliado y colocado alrededor de tu cuello como un collar. Esto es conveniente ya que no tendrás que añadir un broche para mantenerlo en tu cuello.

Paso 6

Agarra un extremo del alambre con un par de alicates de punta redonda, aproximadamente a 1/2 pulgada (1,27 cm) del extremo. Dóblalo alrededor de la punta del alicate para crear un gancho.

Paso 7

Desliza unas cuentas enchapadas en oro en el otro extremo del alambre memoria. Repite el paso 2 para crear otro gancho en el otro extremo del alambre. Tira los dos extremos separados con cuidado para que el collar se extienda lo suficiente como para crear una abertura para adaptarse a tu cuello. Conecta los dos extremos juntos y el collar quedará en su lugar.

Referencias

Lee este artículo

Comentarios

Más reciente