Hogar

Cómo apilar leña en exterior

Escrito por ehow contributor | Traducido por natalia navarro
Cómo apilar leña en exterior

Leña apilada.

Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Si calientas exclusivamente con madera o si sólo suplementas tu calefacción con ella, una cosa que necesitas es leña. Si los árboles se cortan después de que se queden sin salvia, se secan más rápido de forma natural que si están llenos de ella. Hay dos tipos de madera húmeda; la que lo está por la salvia, o la que lo está por el agua. Una combinación de ambos hará que tu proceso de secado lleve más tiempo.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Varios palés de madera
  • Una lona de un tamaño adecuado
  • 4 trozos de cuerda de 3 pies (91,4 cm)

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Compra o corta una cuerda de madera, que se mide como suficiente madera para llenar una zona de 4x8x2 pies (10x20x5 cm). Asegúrate de que la madera que compres o que cortes es del tamaño correcto para llenar tu estufa. A continuación, coloca cuatro palés de madera en el suelo en un patrón cuadrado, asegurándote de que el suelo esté plano y nivelado. Rocía algo de herbicida bajo los palés para parar cualquier crecimiento que será difícil de recortar en la proximidad de éstos. Rociar un insecticida en la zona inmediata también ayudará para parar cualquier insecto que quiera usar tu pila como casa.

  2. 2

    Toda la madera va a estar colocada en estos palés, pero es cómo lo que importa. El objeto de apilar es dejar que la madera seque, pero también asegurarse de que la pila está bien para permanecer de pie e intacta durante varios meses. Como norma, la madera debería apilarse lo bastante cerca entre sí para que un ratón pueda correr entre ella, pero no un gato.

  3. 3

    Las cuatro esquinas son los lugares críticos de la pila. Coloca las piezas más planas y más estables ahí. Los grosores similares deberían apilarse junto a ellas para asegurarse de que la pila sube de manera uniforme. Las esquinas son lo que sostendrá el peso de una fila de madera, de modo que ponlas primero. La mayor parte de la madera debería tener los extremos mirando hacia fuera del palé, o perpendiculares. En otras palabras, no apiles toda la fila de madera paralela al palé con el lado largo mostrándose.

  4. 4

    Toma un lado de la agrupación del palé y trata primero con él. Mientras miras el palé, pon las esquinas frontales derecha e izquierda, y las traseras derecha e izquierda. La esquina frontal derecha tiene una pieza de madera perpendicular al palé colocada completamente en la esquina. A continuación, en el lado frontal debería haber tres piezas paralelas a la derecha, todas de la misma longitud que las otras, y que encajen con la altura de la pieza de la esquina. Colócala más profundas, junto a la pieza de la esquina frontal derecha. Todavía haciendo la parte frontal, haz la misma colocación de tres piezas paralelas junto a la esquina frontal izquierda. Ahora, coloca piezas perpendiculares unas junto a otros para rellenar por completo el primer nivel de la fila frontal.

  5. 5

    Repite este proceso en los cuatro lados y termina por completo el primer nivel. A continuación, tienes que invertir el proceso. Ve a la esquina frontal derecha y coloca tres piezas paralelas en profundidad, sobre la pieza perpendicular del primer nivel. Mira las variaciones de altura. Mantenlas tan cerca en altura como puedas. Haz lo mismo para la esquina frontal izquierda y ahora rellena toda la fila con piezas perpendiculares. Toda la fuerza de ese relleno en piezas se sostiene en su sitio en las esquinas. Repite el proceso alrededor para completar el nivel dos.

  6. 6

    Sigue alternando niveles así, siempre invirtiendo la colocación de la madera en cada nivel. A medida que mejores, el proceso será más fácil. Siempre, si tienes oportunidad, pon la punta de la madera hacia el centro de los palés, en oposición a hacerlo hacia fuera de éstos. Mantén el peso de la madera hacia el centro de la pila, en vez de yendo precariamente hacia fuera. Recuerda, que mientras tu madera se seca, se moverá en la pila, de modo que la mejor idea es mantenerla siempre apuntando hacia arriba en vez de hacia abajo y afuera. Después de hacer unas pocas filas, toma una pieza de madera más pequeña y golpea los extremos de las piezas perpendiculares unas pocas veces para echarlas hacia atrás tan lejos como lleguen. La estabilidad de la pila es lo que estás buscando.

  7. 7

    Haz la pila hasta que te quedes sin madera o que crezca demasiado para que llegues arriba. Mientras pones la capa superior, recuerda no tener ningún punto afilado que sobresalga, dado que pondrás la lona encima a continuación. Mantén la pila superior tan plana como puedas. Cualquier gran depresión puede convertirse en agujeros de agua después de la primera lluvia, y no querrás un caldo de cultivo para los mosquitos.

  8. 8

    Toma una lona que no tenga agujeros y que sea lo bastante grande para cubrir toda la pila y proporcionar una cobertura de dos o tres pies (60,9-91,4 cm) en todos los lados. Ata trozos de cuerda a las cuatro esquinas y tantas otras como te hagan sentir cómodo. Ahora, coloca con cuidado, sin arrastrar, la cubierta sobre la parte superior de la pila. Recuerda que la lona no sirve si tiene un agujero. Centra la lona y ata todas las cuerdas a los palés.

Consejos y advertencias

  • Coloca tu pila de madera donde sople mucho viento, eso acelerará el proceso de secado.
  • Si puedes, haz la pila de modo que cada fila vaya una fracción de pulgada más allá que la de debajo. Después, cuando añadas la fila superior, será como un tejado colgante que mantenga todas las inferior cubiertas contra la lluvia.
  • Aprieta antes todas las cuerdas en la lona de modo que una vez que estés listo para ponerla, puedas hacerlo rápidamente, especialmente si lo vas a hacer solo y es un día de viento.
  • Si vas a construir cada nivel una fracción de pulgada más alto, no te dejes llevar y empieces a hacer varias pulgadas por nivel o puedes tener serios problemas de estabilidad.
  • Mientras haces la pila, asegúrate siempre de lo que hay alrededor, y de que tienes una salida fácil de la pila si empieza a caer.
  • Si es así, simplemente aléjate y déjalo. No puedes sostenerlo. La madera pesa mucho más que tú y podrías dañarte seriamente si no tienes cuidado.

No dejes de leer...

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media