¿Ayudará una sala de vapor con los síntomas del resfriado y la fiebre?

Escrito por allison davis | Traducido por natalia navarro
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Ayudará una sala de vapor con los síntomas del resfriado y la fiebre?
Toma medidas para acabar con la gripe. (cold and flu image by Karin Lau from Fotolia.com)

Uno de los usos más comunes de una sala de vapor es relajarse tras un duro entrenamiento. Sentarse en el cálido vapor hace que el cuerpo se caliente y sude, eliminando todas las toxinas y ayudando a relajar los músculos. Las salas de vapor también son comunes en spas, para relajar a la gente. En este artículo, exploraremos un motivo menos conocido para usar una sala de vapor: para aliviar la incomodidad de los síntomas del resfriado y de la gripe.

Otras personas están leyendo

Resfriado

Uno de los síntomas más comunes del resfriado es la congestión. La sensación apretada en tu pecho y la nariz taponada pueden hacer que los resfriados sean insoportables. Una sala de vapor sería beneficiosa para ayudar con esos síntomas, así como para sacar el resfriado de tu cuerpo.

Sentarse en una sala de vapor e inhalarlo ayudará a aliviar la congestión abriendo tu nariz. Tendrá el mismo efecto que un humidificador, excepto que será más intenso, ya que habrá mucho más vapor. El calor del vapor suelta los mocos en tu nariz y en tu pecho y alivia el taponamiento. Si estás en una posición en la que puedes añadir aceites a la fuente de agua del vapor, ésto también ayudará. Los aceites como el eucalipto, la menta y el romero pueden ayudar en el proceso de descongestión, cuando se añaden al agua. También hacen que el vapor tenga más fragancia.

Podrás respirar con mucha mayor facilidad después de usar una sala de vapor, sin embargo, tu nariz estará moqueando por haberse abierto.

Un remedio casero para los resfriados es sudar para sacarlo de tu sistema. Una sala de vapor también puede hacer ésto. Si te sientas en ella, tu cuerpo se calentará y empezará a sudar. El sudor profuso puede ayudar a sacar el resfriado de tu cuerpo, pero deberías asegurarte de mantenerte bien hidratado antes y después de usar la sala de vapor.

Gripe

A diferencia de un resfriado, mucha gente no experimenta la congestión o la nariz taponada con la gripe. Sin embargo, si lo experimentas, la sala de vapor puede ayudar haciendo lo mismo que se apunta en la sección de arriba.

Un síntoma común de la gripe en el que una sala de vapor puede ayudar es el de los dolores corporales. Cuando tienes gripe, tu cuerpo suele estar dolorido debido al virus en tu sistema. Sentarte en una sala de vapor mientras experimentas estos dolores ayudará a que te relajes y alivies tu incomodidad. El vapor de la habitación calentará tu cuerpo y hará que se suelte. Cuando esto suceda, algo de la incomodidad que experimentas empezará a disminuir.

Alternativas

Si te gustaría usar una sala de vapor mientras estás enfermo y tienes problemas para acceder a una, hay varias formas de conseguir los mismos beneficios.

Darte una ducha caliente en tu baño y cerrar la puerta crea la atmósfera de una sala de vapor. Una vez que el baño se haya llenado con el vapor de la ducha, puedes empezar a usarlo como una sala de vapor. Los humidificadores y los rinocornios son como salas de vapor a menor escala. Sin embargo, a diferencia de éstas, no todo tu cuerpo está inmerso en el vapor. Respirar en humidificadores y riconornios te permitirá usar el vapor para descongestionar tus vías nasales, pero no ayudarán a que sudes para sacar los dolores corporales de un resfriado o una gripe.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles