Bromas de miedo para hacer

Escrito por devon willis | Traducido por luisa santana
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Bromas de miedo para hacer
Juega una broma a alguien. (Visage/Stockbyte/Getty Images)

Incluso los hombres más valientes tienen algo que los puede hacer sentir intimidados o asustados. Si la causa de este miedo puede identificarse, jugar bromas de miedo puede ser entretenido y divertido. Ya sean amigos, hermanos, padres o tu pareja, las bromas pueden hacerse a cualquiera. Pero mientras juegas una broma, debes asegurarte de que ésta sea segura y legal.

Otras personas están leyendo

Bromas para amigos

Para asustar a un amigo ebrio, pon un cuchillo remojado en salsa de tomate en su bolsillo. Para alguien que está ocupado con su computadora, basta con una broma de computadora del laberinto de miedo. Se pueden descargar varias versiones de estos laberintos en línea, en las cuales después de algunos niveles de juego normal, asustan al jugador con caras horribles o chillidos. Otra opción en la categoría es una prueba de daltonismo. La prueba comienza normal, pero termina con un grito terrorífico.

Bromas para padres

Ve al cuarto de tus padres y en el espejo del baño escribe un mensaje amenazante o de miedo con tu dedo. El mensaje puede ser "Te estamos observando". El mensaje se hará visible si alguien respira en el espejo. Deja el espejo seco. Ahora cuando mamá o papá se duchen, gracias al vapor, el mensaje reaparecerá para asustar a tus padres.

Bromas para hermanos

Para un hermano que siempre está molestando con sus hábitos desordenados o para una hermana que es demasiado autoritaria, una broma de miedo es la respuesta. Busca una oportunidad, durante la noche, cuando se supone que nadie debe estar en la casa y tu hermano o hermana está a punto de regresar a casa. Enfría tus manos con hielo y pon un dedo en el interruptor de luz. Quédate quieto y espera la reacción de tu hermano tan pronto como trate de encender la luz.

Bromas para tu pareja

Deséense buenas noches y camina dentro de la habitación. En lugar de realmente meterte a la cama, coloca un maniquí en tu lado de la cama. Usa almohadas de varios tamaños y cobijas para hacer tu maniquí. No olvides agregar una máscara de miedo. Cubre el maniquí con una colcha y escóndete debajo de la cama o en un armario. La espera puede ser cansadora, pero la reacción de tu pareja una vez que levante la colcha será una buena recompensa.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles