Cómo ser un buen ayudante de mesero

Escrito por katarina fitzpatrick | Traducido por maximiliano magnano
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo ser un buen ayudante de mesero
Deberás despejar y restablecer muchas mesas como ayudante de mesero en un restaurante o bar. (Restaurant image by René Schulz from Fotolia.com)

Llegar a ser un buen maletero es cuestión de trabajar con diligencia y dejar una buena impresión. Es también imperativo comprender el negocio de un restaurante. Esto permitirá que maximices tus ganancias en esta posición que es tanto difícil como gratificante.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Uniforme
  • Pomada para zapatos
  • Linterna pequeña
  • Bolígrafos
  • Sacacorchos
  • Anotador pequeño
  • Jabón de mano

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Llega al menos 10 minutos antes de cada cambio. Esto demuestra un sentido de responsabilidad a tu empleador. Si alguna vez estás llegando tarde, dale a tu empleador la cortesía de un llamado telefónico para informarle que no podrás cumplir con el horario.

  2. 2

    Asegúrate de siempre verte impecable: uniforme limpio, zapatos pulidos, cabello prolijo y uñas limpias. No tienes que gastar mucho dinero en un trabajo facial semanal, simplemente arréglate bien, especialmente con manos y uñas extra limpias.

  3. 3

    Lleva los elementos esenciales en tu delantal o tus bolsillos. Un sacacorchos (o abridor) será útil ocasionalmente cuando tus colegas no encuentren los suyos. Lleva también algunos bolígrafos, junto con una pequeña linterna para clientes que tengan dificultades para leer el menú.

  4. 4

    Juega en equipo. El trabajo de un ayudante de mesero es, principalmente, ayudar a los que sirven. Sin ti, no tendrían a nadie que llene los vasos de agua en sus mesas, rearme sus secciones y los ayude con los detalles de los que no puedan encargarse, pero que importan mucho para los huéspedes. Deberás también cumplir con tareas diarias para ayudar a mantener el restaurante limpio y en buen funcionamiento: pulir los elementos de plata, limpiar ventanas y recuperar vasos. Nunca rechaces una tarea asignada a menos que te ponga en peligro físico o moral.

  5. 5

    Ofrécete a ayudar a los meseros antes de que lo pidan. Algún mesero puede ser menos reticente a pedir ayuda por estar muy ocupado y "en la zona". Además, otorga el mismo tiempo y la misma atención a la sección de cada mesero para no poder ser acusado por favoritismo.

  6. 6

    Mantén un registro de las propinas de los meseros. Registra el nombre y la cantidad cada vez que un mesero o un barista te ofrece una propina por tu turno. Es importante mantener esta información registrada en caso de que haya dudas a la hora de recibir tu paga.

  7. 7

    No te comuniques con clientes a menos que ellos inicien el contacto. De ser así, mantén tus comentarios estrictamente en los márgenes del negocio. No se espera que converses con ellos más allá de preguntas simples como: "¿puedo limpiar esto?".

Consejos y advertencias

  • Recuerda que manteniendo tu mente concentrada, serás más eficiente en tu trabajo (y posiblemente harás más dinero).
  • No pretendas convertirte en ayudante de mesero si no toleras períodos largos parado.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles