Bufandas caseras hechas con retazos de tela

Escrito por erika marie | Traducido por lucia ayala
Bufandas caseras hechas con retazos de tela

Convierte tiras de tela en bufandas artísticas.

Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Reusa y recicla retazos de tela para hacer bufandas caseras y a la moda. Crea diferentes efectos rompiendo las telas para un estilo gastado o cortando con tijeras pequeñas. Ponte creativa y mezcla telas para agregar color y textura. Usa telas de ropa como camisetas y vaqueros. También puedes reusar tela de manteles viejos cuando redecoras tu casa.

Otras personas están leyendo

Acolchado de Patchwork

Corta retazos de tela para hacer una bufanda al estilo acolchado de patchwork. Haz una audaz bufanda usando diferentes tipos de tela con diferentes estampas, colores y texturas. También puedes usar telas de muestra dentro de un tema, como telas con el mismo estampado, color o textura. Corta telas de muestra en cuadrados para unirlos. También puedes ponerte creativa con las formas que cortas. Pon los recortes sobre una plancha de cortar y corta formas desparejas y en formas extrañas, uniendo los bordes para formar un diseño. Cuando cosas las formas, corta los bordes de la tela emparchada derecho para formar una bufanda rectangular. Corta una pieza de tela en un color que combine para la parte trasera, enfrenta los derechos y cose las dos piezas por los bordes, dejando espacio para dar vuelta la tela.

Bufandas de tela atada

Corta una buena cantidad de retazos de tela en formas rectangulares de unas 2 pulgadas de ancho por 4 de largo (5 por 10 cm). Ata los retazos en las puntas con nudos dobles, haciendo tiras lo suficientemente largas para tu bufanda. Coloca las tiras largas sobre una mesa una al lado de la otra. Usa más tiras de tela para atar juntas las tiras con nudos dobles. Corta las tiras para hacerla más corta o más larga, dependiendo de cuán abierta quieres que sea. Para que sea más suelta, corta tiras muy largas, de unas 6 pulgadas (12,5 cm) de largo. Ata las tiras en cada pulgada para que sea más apretada, o cada 3 pulgadas (7,5 cm) para una suelta.

Bufandas de tela y fibra

Combina retazos de tela pequeños con otras fibras para hacer una bufanda texturada y despareja sin tejer. Usa planchas de estabilizante soluble en agua y pegamento temporal en aerosol para hacer capas en la bufanda con muchos materiales. Corta las planchas del tamaño de la bufanda que desees y ponla en la superficie. Usa lanas, fibras y retazos de tela para hacer el diseño que desees. Coloca lana en hebras y luego retazos de tela boca abajo entre ellas. Deja espacios pequeños entre la lana de forma que la tela se vea por detrás. Sigue superponiendo las fibras en este orden, rociando con el pegamento temporal en aerosol entre las capas. Luego coloca una plancha del estabilizante y sujétala con alfileres con el pegamento hacia abajo. Cose sobre la bufanda como quieras, con costuras cercanas para coser sobre todas las fibras. Moja la bufanda para quitar el estabilizante visible.

Bufandas fruncidas

Usa tiras largas de varios remanentes de tela para hacer una bufanda fruncida. Une retazos de tela para crear piezas de 5 por 60 pulgadas (12,7 por 152,4 cm). Haz una bastilla por el medio de las piezas, frunce y luego cose a máquina y quita la bastilla. Une cosiendo las piezas fruncidas para crear el largo deseado de tu bufanda. También puedes hacer bufandas decorativas para usar con una chaqueta haciendo una bufanda de 2,5 pulgadas de ancho (5 cm) en vez de 5 pulgadas.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media