Cómo calentar tu voz en la mañana

Escrito por tom becker | Traducido por ana maría guevara
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo calentar tu voz en la mañana
Los calentamientos vocales en la mañana pueden prepararte para hablar más tarde. (Jupiterimages/Goodshoot/Getty Images)

Las personas nos conocen por nuestra voz. Sin importar si quieres hablar bien en tu trabajo o en tu vida privada, puede ayudar en gran medida si calientas tu voz primero. Tu voz puede necesitar atención especial en la mañana, ya que tus cuerdas vocales descansan toda la noche mientras duermes. Existen diferentes ejercicios que pueden activarte lentamente y que desarrollan la elasticidad de tus cuerdas vocales hasta que puedas hablar o cantar usando tu potencial completo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Tararea suavemente. Puedes elegir una canción que conozcas o inventar algo mientras tarareas. Comienza con algo en tu registro grave. Una pieza aguda puede tensionar tus cuerdas vocales, las que apenas comienzan a calentarse después de una noche de descanso.

  2. 2

    Frunce los labios como cuando das un beso y exhala respirando larga y firmemente. Deja que tus labios se batan mientras exhalas. Estos "trinos de labios" ayudan a calentar tus labios, tu lengua y tu barbilla.

  3. 3

    Habla a un nivel normal de volumen. Puedes hablar sobre cualquier tema o usar palabras sin sentido. Hablar en tu rango normal puede ayudarte a ejercitarte para los calentamientos más difíciles.

  4. 4

    Recita trabalenguas a un nivel normal de volumen. Estos te ayudarán a coordinar tus cuerdas vocales con tus labios, lengua y barbilla. Comienza lentamente y aumenta la velocidad de tu recitación. Habla tan lentamente como necesites para recitar el trabalenguas correctamente.

  5. 5

    Canta una canción en tu registro bajo. Canta suavemente y a un volumen normal. Esto calentará tu voz sin tensionar tus cuerdas vocales con notas altas.

  6. 6

    Canta una escala ascendente y descendente. Comienza en tu registro bajo. Una vez que hayas cantado la escala unas cuantas veces, sube la escala uno o dos medios tonos y canta la escala de nuevo unas cuantas veces. Eleva gradualmente la altura hasta que llegues a la mitad de tu rango superior. Baja la escala uno o dos medios tonos, canta la escala unas cuantas veces y bájala de nuevo. Continúa este proceso de cantar hacia arriba y hacia abajo hasta que sientas que tu voz está caliente. No intentes alcanzar las notas más altas o bajas de tu registro temprano en la mañana. Tu registro medio es suficiente para calentar tu voz.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles