DESCUBRIR
×

Cómo cambiar de castaño oscuro a pelirrojo

Actualizado 21 febrero, 2017

¿Estás cansada de tener siempre el mismo color de cabello? ¿Buscas un cambio? Agrega algo de fuego a tu cabeza con un toque de rojo. Ya sea un caoba oscuro o un cobre deslumbrante, seguro atraerás miradas con tu nuevo tono.

Instrucciones

red-haired girl image by Vasiliy Koval from Fotolia.com
  1. Ve a la perfumería y considera tus opciones. Elige una marca reconocida que se especialice en coloración no profesional. El rojo se decolora con rapidez, por eso, busca una base que esté a uno a dos tonos de tu castaño natural y te brinde el tono de rojo deseado.

  2. Ten en cuenta que los tonos medios de piel lucirán mejor con los cobres o caobas medios, mientras que las pieles de color oliva deben limitarse a el caoba oscuro y los tonos borgoña. Consulta en la línea gratuita o la página web de la marca que elegiste para obtener un consejo adicional sobre la selección del color.

  3. Aplica el acondicionador profundo unos días antes de la coloración. Justo antes de teñirte, lava tu cabello con un champú aclarante o con una mezcla de vinagre y bicarbonato. El primero fortalecerá tu cabello, mientras que la última removerá toda acumulación o concentración.

  4. Haz una prueba en un pequeño sector de tu cabello antes de hacer la coloración completa. Esto te dará una idea sobre cómo lucirá el tono que elegiste.

  5. Si aplicas una coloración con la que estés conforme obtendrás el tono que buscas. Sigue las instrucciones y el consejo profesional al pie de la letra.

  6. Mantén un registro detallado del proceso, que incluya los nombres de los colores, los procesos y el tiempo de aplicación. Esto será de utilidad para los retoques, o si llegas a necesitar consejo profesional para ajustar el color.

  7. Tiñe tus raíces cada tres o cuatro semanas para mantener el color intacto.

Consejos

  • Cuéntale los planes que tienes a tu estilista. Pídele consejos sobre qué productos y colores te quedarán mejor.

Advertencias

  • ¿Embarazada? Busca el consentimiento de médico antes de realizar cualquier tratamiento capilar.
  • Si te has estado aplicando henna durante el último año, recuerda que no puedes hacerlo permanente ni aplicarle colorantes químicos.
  • Evita el cloro y el agua salada durante los días posteriores a la coloración, ya que el contacto con los mismos puede generar reacciones adversas para tu nuevo color.
  • Recuerda que los rayos solares harán que el tono se decolore con más rapidez.

Necesitarás

  • Consejo profesional
  • Toallas de baño
  • Acondicionador profundo
  • Productos para la coloración
  • Champú nutritivo
  • Champú a base de proteínas