Salud

Causas del dolor de oído y del cuello

Escrito por andrea campbell | Traducido por walter f. stocco

Otras personas están leyendo

Causas del dolor de oído y del cuello

El cáncer de garganta, la laringe, las cuerdas vocales, o zona del paladar blando pueden imitar los síntomas de dolor de oído o dolor de garganta.

ear image by Connfetti from Fotolia.com

¿Por qué la oreja y cuello?

El oído tiene fibras en su interior que están conectadas a y en relación con los nervios craneales –los nervios que involucran al cráneo- los nervios faciales y los cervicales, y los nervios pertenecientes al cuello. Dado que todas estas fibras nerviosas, o receptores, continuarán en el cuello, la cabeza y el pecho, cuando se establece una enfermedad, el oído recibe las señales de sensación y crea dolor.

Las causas comunes

Ocurrencias simples, como un cuerpo extraño en el oído, un viaje en avión, un incidente de buceo, o una infección respiratoria de un resfriado común, pueden crear dolor en el oído y el cuello. Otras causas similares exteriores pueden ser una infección de un oído perforado, postura incorrecta durante el sueño o tensión extrema, las cuales también pueden conducir a dicho dolor. Los tratamientos para estos generalmente son benignos, tales como la eliminación del objeto extraño (la sedación puede ser necesaria), un retorno de equilibrio o presión de aire, un drenaje de agua o de líquido del oído, y curar un resfriado, traerá el oído y el cuello de nuevo a un estado normal. En algunos de los otros casos, como la infección de oído perforado, una atención extrema de limpieza y curación generalmente curarán dicho dolor. Del mismo modo, una nueva almohada o un estilo diferente de dormir puede ayudar a una "rigidez en el cuello", junto con calmar y recibir asesoramiento sobre la ansiedad, lo que puede ayudar a la tensión relacionada con el estrés.

Dolores de oído en los niños

Los niños a menudo contraen la otitis media aguda. Esta es una infección en el oído medio. Puede causar dolor severo y a menudo está acompañada por fiebre. La Academia Americana de Pediatría dice que más comúnmente dura 28 horas y se trata como una enfermedad bacteriana. Si la infección se debe a un virus, es posible que no responda a los antibióticos y se convierta en recurrente, que a menudo requiere la retirada de fluido e incluso cirugía. Una forma extrema de esto puede causar una infección que afecta el cráneo llamada mastoiditis, pero eso es raro.

Causas más serias

El síndrome de la articulación temporomandibular, también conocido como ATM –la faringitis, también conocida como un dolor de garganta– la amigdalitis o inflamación de las amígdalas, las enfermedades dentales, y artritis de la columna cervical son otra serie de casos más graves de oído y dolor de cuello. Con la ATM, el tronco encefálico se conecta a los músculos tensos de la mandíbula y el rostro y la cara está ligada a estos músculos del cuello también con receptores, así que cuando la articulación temporomandibular de la mandíbula duele, imita el dolor y puede causar tanto dolor de cabeza como dolor facial. Obviamente, cualquiera de estos casos más graves no puede ser descubierto sin un diagnóstico claro por parte de un médico. Ahora él puede examinar al paciente, hacer estudios de imagen con rayos X u otros equipos, tomar la historia del paciente en consideración, y buscar otras causas físicas y sintomáticas. Estas son mejor evaluadas por un médico especialista, un otorrinolaringólogo, que se ocupa de las enfermedades y los tratamientos de oído, nariz y garganta.

Enfermedad grave

El daño a un nervio facial -también llamado Síndrome de Ramsay Hunt- un trastorno neurológico del virus del herpes zoster (culebrilla) viene con la aparición de ampollas llenas de fluido en el oído, el canal del oído, el tímpano y, a menudo el techo de la boca. La meningitis, otra enfermedad viral, enfermedades autoinmunes, o parálisis de Bell pueden resultar en dolor de oído, debilidad y parálisis temporal o peor. Los tumores del tejido fibroso llamado sarcoidosis o tumores en órganos internos, pueden causar estragos en la oreja y el cuello. Y ciertas enfermedades del oído interno, como la enfermedad de Meniere provocan una acumulación de líquido y presión o llenado en el oído interno lo que puede ir acompañado de mareos, zumbidos en el oído o pérdida de audición. El cáncer de garganta, la laringe, las cuerdas vocales, o zona del paladar blando pueden imitar los síntomas de dolor de oído o dolor de garganta. Todos ellos requieren de un diagnóstico, un tratamiento, tal vez de cirugía y de medicamentos suministrados por un médico especialista profesional y deben ser tomados en serio.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media