Clasificaciones de la ASTM para el acero

Escrito por timothy burns | Traducido por francisco trapaglia
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Clasificaciones de la ASTM para el acero
La calidad del acero estructural es categorizado y monitoreado por la ASTM. (Photos.com/Photos.com/Getty Images)

La American Society for Testing and Materials (ASTM) fue creada en la década de 1800 para trabajar con las empresas siderúrgicas en Pensilvania, para regular la producción de acero utilizado en la revolución industrial. Al igual que los molinos de acero laminado en caliente a lo largo de todos los valles de Pensilvania y Ohio, los edificios, vías férreas, automóviles y carreteras dependen de la calidad de los productos siderúrgicos. Hoy, la ASTM establece normas en una amplia gama de mercados; la organización desempeña un papel de liderazgo con la Organización Mundial del Comercio en el desarrollo de normas internacionales que supervisen a las industrias en todo el mundo con consenso, imparcialidad y transparencia.

Otras personas están leyendo

Elasticidad, rendimiento, dureza, despojo

Las normas de al ASTM categorizan las propiedades del acero y miden su rendimiento a través de cuatro características: "Módulo de elasticidad" se refiere a qué tanto se puede reformar un trozo de acero por tensión aplicada y volver a su forma original; "Tensión de dureza" se refiere a la cantidad de tensión que se puede aplicar a los aceros antes que se deformen; "Rendimiento mínimo de tensión" se refiere al punto en el que el acero se deforma permanentemente, y "Despojar" se aplica a la cantidad de fuerza que el acero experimenta en el punto en que un trozo de acero es sometido a un quiebre limpio en su eje perpendicular a la fuerza. Cada una de estas características afecta y define a la fortaleza de los aceros y establece los parámetros de ingeniería a utilizar para seleccionar los tipos de acero para aplicaciones específicas.

Acero al carbono

Cuando los productos de acero son calificados, la ASTM mide y evalúa todos los tipos de acero fabricados y entregados a la industria. Se controlan seis clases de acero al carbono, ya que el carbono es uno de los aditivos más comúnmente utilizados en la fabricación de acero. La cantidad de carbono en un producto de acero afecta a la resistencia del mismo. Con respecto al acero, lo que comúnmente se debatió es el nivel más bajo de carbono, mediano de carbono y alto de carbono, pero la ASTM derriba estas categorías aún más allá, desde acero con un mayor contenido de carbono puede ser templado para más habilidades que el acero con bajo nivel de carbono.

Aleaciones de acero

El acero también se clasifica como una aleación de acero cuando metales distintos del carbono se añaden a las de hierro fundido para mejorar las características de rendimiento del metal. La ASTM identifica siete clases de aleación de acero forjado; los detalles de las clasificaciones incluyen el porcentaje y el tipo de contenido de aleación, los procedimientos para el tratamiento térmico que afectan a cada tipo de aleación y las propiedades mecánicas de cada uno de ellos. Estas propiedades se miden, clasifican y siguen en detalle para cada una de las aleaciones de acero.

Forjados, moldeados y laminados

Una vez que el hierro se encuentra en un estado fundido, se procesará de cientos de formas convertidas para usar en productos de acero. Cada proceso afecta la resistencia del producto, y por lo tanto afecta su calidad y fiabilidad para aplicaciones específicas. El acero se funde o se vierte como hierro fundido dentro de moldes de cera caliente, y permite enfriar formando tuberías, accesorios, bloques de motor, etc. Los aceros estructurales y laminados son enrollados de muchas formas como, vigas, barras y bobinas, y enviados a plantas de fabricación en todo el país. La ASTM establece lineamientos para todos estos productos, de tal manera que los compradores tienen la certeza que reciben el acero diseñado específicamente para su aplicación.

Tratados al calor y no tratados

El acero puede ser tratado térmicamente o no, y las directrices de la ASTM abarcan los detalles del proceso de tratamiento y establecen una escala de dureza. El acero tratado térmicamente es el más rígido y más fuerte entre las cuatro categorías mencionadas, y también elimina las tensiones internas y las debilidades que son parte del acero como resultado del proceso de conformación. El tratamiento térmico se caracteriza por más de 50 diferentes términos que describen los cambios internos, cómo actúa el acero y su apariencia después de los tratamientos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles