DESCUBRIR
×

Cómo saber si un clavo está galvanizado

Actualizado 17 abril, 2017

Los clavos galvanizados se utilizan principalmente en la construcción, específicamente en techos. Reciben su nombre de un proceso al que son sometidos llamado galvanización. Este proceso añade una capa protectora de cinc al clavo que evita la oxidación y la corrosión. La capa de cinc se aplica suavemente a través de galvanoplastia, que galvaniza el clavo a través de una corriente eléctrica. Los clavos galvanizados son creados para durar toda la vida de un techo u otra estructura al aire libre. No son buenos para madera tratada, de secuoia o de cedro y rápidamente se corroen cuando se combinan con estos materiales.

Instrucciones

Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images
  1. Examina el clavo visualmente y anota el color del mismo. Un clavo galvanizado tiene un color gris plateado atribuible a la capa de cinc.

  2. Frota la yema de tu dedo por la superficie del clavo. Los clavos galvanizados a veces tienen un acabado rústico. En ocasiones, un clavo galvanizado parece que tiene una capa que "fluye" debido a que ha sido sumergido en cinc fundido.

  3. Anota el tamaño del clavo. Los clavos galvanizados son normalmente de cortos a moderados en longitud y tienen una cabeza grande, a diferencia de los clavos con acabado sin cabeza.