Lifestyle

Cómo usar un collar isabelino (pantalla) en una mascota

Escrito por ehow contributor | Traducido por paula santa cruz
Cómo usar un collar isabelino (pantalla) en una mascota

Photo Courtesy Subtraction.com

Cómo usar un collar isabelino (pantalla) en una mascota. Cuando un gato o un perro tiene heridas, puntos o puntos calientes que deben curarse, colocarle un collar isabelino o collar tipo pantalla (un cono plástico) alrededor del cuello evitará que el animal se muerda o pase su lengua por la herida. Los siguientes son consejos para hacer del collar isabelino una experiencia más tolerable tanto para ti como para tu mascota.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Elige un collar isabelino del tamaño correcto para tu mascota. Vienen en varios tamaños, que normalmente se miden en centímetros, de 7,5 a 40 y son ajustables. Algunos vienen en tamaño pequeño, mediano, grande, extra grande y súper. Si lo compras en el consultorio veterinario, ellos sabrán cuál es la talla correcta.

  2. 2

    Desliza el lado pequeño sobre la cabeza de tu mascota. Asegúrate de tirar hacia adelante las orejas durante el trayecto para que el collar no las doble. También gira el collar para que no haya un bucle justo bajo el cuello del animal.

  3. 3

    Tira del cordel y átalo con un moño asegurándote de que no esté demasiado tenso. El cordel también puede atarse al collar habitual de tu perro. Algunos vienen sin el cierre con cordel y pueden ser sujetados directamente al collar común; otros simplemente se ajustan por sí mismos.

  4. 4

    Palmea a tu mascota en la cabeza una vez que el collar esté colocado y háblale suavemente para asegurarle que no es un castigo. También puedes darle una golosina para hacer la experiencia más positiva. Míralo comer las golosinas por si los trozos cayeran dentro del cono y no pudiera alcanzarlos.

  5. 5

    Despeja los espacios y los pasillos de tu casa para que pueda pasar cómodamente con el collar puesto. Además, ten en cuenta que cuando llegues a casa, tu mascota querrá acudir a la puerta y probablemente tengas que persuadirlo para que se retire así puedes abrirla.

  6. 6

    Asegúrate de que pueda acceder al alimento y el agua. Puede ser necesario elevar los recipientes si es que ya no lo están. Observa cómo se las arregla para comer con el collar colocado. Puede ser necesario sacárselo sólo en el momento de las comidas.

  7. 7

    Verifica que pueda apoyar la cabeza y dormir cómodamente con el collar colocado.

Consejos y advertencias

  • Puedes comprar un collar isabelino en una veterinaria, una tienda de mascotas o en línea. En general los veterinarios envían al animal con el collar ya colocado luego de una cirugía. Además de los de plástico duro, también vienen en plástico blando, nailon o tela tipo papel para mayor comodidad. Algunos vienen con un borde exterior acolchado para darle comodidad y evitar los daños producidos al chocar con los objetos. También hay collares isabelinos inflables (ver recursos debajo).
  • Algunos son ajustables y no deben ser deslizados sobre la cabeza del animal.
  • Algunas mascotas hacen mucho alboroto con el collar, mientras que a otros parece no importarles en absoluto.
  • Al principio, es de esperar que golpee contra los muebles, las paredes, el piso y tus piernas, hasta que se acostumbre al collar.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media