Colores relajantes para las paredes de una habitación sensorial

Escrito por benna crawford | Traducido por paulina illanes amenábar
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Colores relajantes para las paredes de una habitación sensorial
El color puede ser utilizado para recrear un ambiente relajante o estimulante dentro una habitación. (Ryan McVay/Photodisc/Getty Images)

Una sala sensorial es un espacio terapéutico diseñado para estimular los sentidos de las personas que tienen alguna discapacidad o trastorno neurológico. Es un espacio controlado en el que se manipula la luz, los sonidos, las texturas y colores con la finalidad de llegar a ciertas áreas del cerebro para calmarlo, enfocarlo o despertarlo. Las habitaciones sensoriales utilizan colores para acostumbrar a los pacientes a estímulos cambiantes y obtener respuestas confiables a ciertos colores. Una forma de llevar a cabo la terapia es cambiar o modificar ciertos colores contra un fondo neutral. Puedes adaptar las ideas de habitaciones sensoriales a las habitaciones de los niños o a las salas de estar en tu propia casa.

Otras personas están leyendo

Usos terapéuticos de una habitación sensorial

Las salas sensoriales han sido adaptadas para calmar y reentrenar pacientes con cierto tipo de trastornos sensoriales. Han demostrado ser útiles para niños con necesidades especiales, así como para el manejo de dolor crónico, demencia, en psiquiatría para adultos, adultos con problemas de aprendizaje, lesión cerebral traumática, trastorno de integración sensorial, síndrome de Asperger, autismo y accidente cerebrovascular. Las ideas de diseño de las habitaciones sensoriales pueden ser útiles en el hogar para continuar con la terapia prescrita. Los colores son generalmente claros o blancos, y las habitaciones tienen persianas negras para que la estimulación visual pueda ser completamente controlada. Sin embargo, ya que uno de los propósitos de la habitación es crear un alto nivel de comodidad y tranquilidad para el ocupante, una sala sensorial puede ser de cualquier color que funcione para ese propósito.

Blanco

Una sala multisensorial completamente blanca permite la reproducción de colores relajantes o para enfocar al paciente en el tratamiento. El equipo común para crear el cambio y movimiento de los colores en una habitación sensorial blanca pueden ser los proyectores de fibra óptica que se pueden programar para cambiar de color. Un paciente puede sostener los proyectores de fibra óptica, sentarse cerca de ellos, experimentar cómo se reflejan y se multiplican en espejos o simplemente observar los patrones de luz que los cambios de colores proyectan en las paredes blancas. Otros equipos, que se utilizan tanto en los hogares como en escenarios formales terapéuticos, incluyen huevos ópticos de colores, lámparas de lava con cambios de colores, lámparas de burbujas coloreadas y lámparas esféricas que proyectan cambios de colores o patrones en las paredes y el techo.

Azul

El azul ha sido asumido como un color relajante, evocando la sensación de un cielo amplio o de las claras aguas de una bahía tranquila o del mar. El azul es un color "frío" y algunos experimentos científicos han demostrado que las personas dentro de salas azules perciben la temperatura más baja aunque sea la misma temperatura que en salas rojas. El azul pálido se utiliza en las habitaciones infantiles y guarderías para promover la relajación y un sueño reparador. Pero la relación de los colores con la mente no ha sido comprendida del todo. En una sala sensorial, la experimentación acerca de qué color evoca una respuesta específica en el paciente que está siendo tratado podría definir las experiencias complejas de la vida, las asociaciones y la psicología del paciente.

Verde

El verde es el color de la naturaleza y los tonos verdes agradables tienen el mismo efecto calmante sobre los ocupantes de una habitación que los tonos azules pálidos. Utiliza la naturaleza para darle toques verdes a una habitación relajante agregando plantas como helechos grandes o plantas colgantes de araña, que ayudan a refrescar el aire y son agradables a la vista. En una habitación diseñada para tranquilizar y calmar, un tono más claro de verde en las paredes parece abrir el espacio y volverlo más amplio. El verde pálido es también un fondo neutro para otros estímulos que puedas necesitar introducir en la habitación.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles