Cómo combatir la sensación de nerviosismo

Escrito por mary macintosh | Traducido por mike tazenda
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo combatir la sensación de nerviosismo
Las manifestaciones físicas del nerviosismo incluyen tensión muscular, taquicardia y transpiración aumentada. (Jupiterimages/BananaStock/Getty Images)

Todos experimentamos ocasionalmente de una sensación de nerviosismo, ya sea que esté originada en un miedo a hablar en público o en los nervios antes de un examen importante. Desafortunadamente, experimentar ansiedad puede ser muy angustiante, o incluso interferir con la vida normal. Estableciendo rutinas para calmarse y estrategias para lidiar con las situaciones estresantes, puedes aprender a controlar tus nervios y disfrutar de una vida más tranquila.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Acepta que es normal sentirse nervioso a veces. La ansiedad es una respuesta natural a las situaciones de peligro, tu cuerpo te provee de energía extra y un estado de alerta para accionar inmediatamente. Mientras que sentirse nervioso a menudo es desagradable, acepta la sensación como un estado temporario que pasará cuando ya no te sientas amenazado. Evita obsesionarte con las sensaciones físicas que experimentas, ya que esto puede hacerte sentir más estresado.

  2. 2

    Examina tus pensamientos de forma crítica. Durante un ataque de nervios, las personas a menudo se focalizan en los "¿Qué pasaría si...?", es decir, escenarios que generan temor. En lugar de amplificar tu miedo con especulaciones, identifica uno o dos finales para tu situación actual y evalúalos de forma racional. Recuerda que no existe un desenlace tan terrible que no puedas manejar.

  3. 3

    Respira lenta y profundamente por la nariz. Concéntrate en disminuir la frecuencia de tu respiración y libérate de otros pensamientos. Si te resulta difícil evadir tus preocupaciones, acompaña este ejercicio de respiración con una tarea para relajarte, como contar desde cien hacia abajo o visualizar una escena calma.

  4. 4

    Usa tu energía nerviosa para realizar una actividad física. Canalizar tu exceso de adrenalina en algo útil, como limpiar o ordenar el patio, puede ser productivo y relajante. Alternativamente, puedes realizar ejercicio aeróbico como correr, nadar o caminar enérgicamente. Cuando estás nervioso en una situación en la que necesitas permanecer sentado, intenta tensar y relajar grupos específicos de músculos, moviéndote hacia arriba desde los pies.

  5. 5

    Date aliento. Ya sea en voz alta o dentro de tu cabeza, tómate un instante para recordar tus cualidades positivas y tus éxitos. Recuerda que eres fuerte para soportar la situación por la que atraviesas. Piensa en eventos futuros que esperas con alegría, y focalízate en el sentimiento de anticipación feliz.

Consejos y advertencias

  • Para reducir el estrés general y lograr una mejor calidad de vida, realiza ejercicio de forma regular, duerme lo suficiente y practica actividades relajantes, como yoga o relajación.
  • Los estimulantes como la cafeína pueden incrementar tu estado de alerta general y hacer que tu nerviosismo empeore.
  • Habla con un médico o un psicólogo acerca de tus accesos de nerviosismo, si éstos son graves o tan frecuentes que interfieren con tu vida cotidiana.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles