Finanzas

Cómo comenzar un negocio de hongos sin dinero efectivo

Escrito por john kibilko
Cómo comenzar un negocio de hongos sin dinero efectivo

Blue Jean Images/Digital Vision/Getty Images

La agricultura y el cultivo de hongos se ha hecho muy popular en Estados Unidos, aunque esta práctica ha sido muy común en muchas partes del mundo desde hace cientos de años. Puedes comenzar un negocio de hongos sin dinero, usando elementos que encontrarás en tu casa. El único dinero efectivo que mucha gente gasta al emprender un negocio de cultivo de hongos (como también en hacer una parcela o jardín de cultivo de hongos) es en las semillas o esporas, que sirven como germen necesario para el crecimiento de hongos. Incluso, puedes evitar este costo nominal de $20 cosechando tus propias esporas. Las claves para el cultivo de hongos son la esterilidad y la humedad.

Nivel de dificultad:
Moderado

Necesitarás

  • Hongos frescos
  • Un par de guantes quirúrgicos
  • Un vidrio o papel deli
  • Un vaso o taza
  • Una cinta adhesiva
  • Un pequeño envase negro de cinta de película
  • Un desecante
  • Un bola de algodón
  • Abono

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Encuentra una seta que puedas usar como donante de esporas. Debes tener cuidado de identificar una especie comestible y que no sea venenosa. Las morillas, una de las especies de hongos más buscadas y cotizadas, pueden encontrarse prácticamente en todos los estados estadounidenses, sobretodo en zonas húmedas y boscosas durante la primavera. Incluso entre las morillas, hay muchísimos tipos de hongos, incluyendo las morillas falsas. Investiga las morillas (o cualquier otra especie comestible) o lleva contigo un cazador de setas veterano para ayudarte a identificarlas. Recolecta la mayor cantidad de morillas maduras que puedas para usar gran cantidad como donantes de esporas y comer el resto.

  2. 2

    Esteriliza un vaso llenándolo con agua y colocándolo en un horno microondas. Utiliza guantes quirúrgicos durante todo el proceso de selección de esporas. Calienta el agua al punto de hervor por aproximadamente 5 minutos y sácala del horno. Vacía el contenido y deja que el vaso se enfríe a temperatura ambiente sobre un vidrio o papel tejido deli, ambos esterilizados. La esterilidad es clave para la cosecha de esporas.

  3. 3

    Quita el tronco del hongo. Esto no es tan importante de hacer con las morillas como con otras especies, que tienden a tener fondos planos en sus sombrerillos, donde se liberan las esporas. Las morillas liberan esporas por sus sombreros cilíndricos.

  4. 4

    Coloca el sombrero (con el fondo o las laminillas hacia arriba) en un pedazo de papel y luego, pon el vaso invertido sobre el hongo, asegurándote de que todo el vaso se encuentre sobre el papel. Haz esto en un lugar oscuro y fresco, de 40 a 60 grados F. El vaso protege al hongo de las bacterias del aire y promueve un ambiente húmedo.

  5. 5

    Deja que el vaso y el hongo se asienten de 24 a 48 horas. Dependiendo de la especie de seta, deberás usar un pedazo de papel que no sea blanco ya que algunas esporas son de ese color y será difícil verlas. Las esporas de morillas, que son parduscas, aparecerán alrededor y por debajo del hongo, mientras que para la mayoría de las otras especies, se encontrarán debajo del sombrerillo en un padrón semejante a huellas de labios pintados.

  6. 6

    Quita el vaso y el hongo. Si tienes una buena impresión de esporas, dobla cuidadosamente el papel a la mitad para envolverlas. Coloca un desecante (como los pequeños paquetes que se encuentran en la ropa nueva para remover humedad) dentro del pequeño envase negro de cinta de película. Agrega una bola de algodón sobre el desecante y pon las esporas envueltas sobre el algodón. Tapa el envase y guárdalo en un lugar oscuro y freso. Las esporas serán viables hasta los 18 meses.

  7. 7

    Inocula las esporas en el abono, o algún otro medio de crecimiento, cuando estés listo para comenzar el cultivo de hongos. Los diferentes tipos de hongos necesitan distintos medios de crecimiento. El abono para setas típico consiste en paja (que no sea heno), estiércol y yeso, pero muchas fórmulas orgánicas, incluso desechos de la cocina, pueden ser exitosos. De nuevo, la clave es esterilizar el abono, a través de vapor o agua hervida, antes de introducir las esporas. Algunas especies, como setas de cardo y hongos shiitake, prefieren abonos a base de madera o, inclusive, introducir sus semillas en troncos u otros tipos de madera.

Consejos y advertencias

  • Los sustratos de grano, un sustituto del abono, son usados usualmente por manufactureros.
  • Se puede conseguir un equipo completo de cultivo de hongos por menos de $20.
  • Puedes vender tus hongos frescos en tiendas locales y mercados agricultores. Controla cualquier requerimiento de licencia local antes de venderlos.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media