Cómo comenzar el negocio de un supermercado

Escrito por greg brian | Traducido por contributing writer
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo comenzar el negocio de un supermercado
Elige un carro y toma un paseo por tu supermercado futuro. (Sorayut/iStock/Getty Images)

Abrir un supermercado puede parecer una idea de negocio ridícula habiendo tantas cadenas dominando el mercado. No obstante, todavía encontrarás supermercados independientes en algunos pueblos y ciudades que logran tener éxito entre las gigantes corporaciones. Aunque muchos supermercados parecen uniformes, aún puedes abrir uno que tenga cualidades únicas. Los trámites de puesta en marcha para este negocio son de gran envergadura pero factibles, siempre y cuando tengas suficiente capital inicial disponible.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Un capital de al menos US$100.000
  • Un edificio para tu supermercado
  • Licencias y permisos
  • Empleados
  • Anuncios en periódicos y en televisión

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Procedimientos para comenzar

  1. 1

    Ahorra una cantidad considerable de capital ya que manejar un supermercado no es un negocio pequeño. Podría costarte hasta US$100.000 o más comprar un edificio, acondicionarlo según tus necesidades, abastecerlo de comida y contratar empleados.

  2. 2

    Planifica qué tipo de supermercado quieres abrir. Uno que ofrezca comida étnica o alimentos integrales se destacará más que aquel que venda solo productos de consumo masivo.

  3. 3

    Revisa a fondo los posibles lugares para abrir tu establecimiento y analiza los potenciales competidores. Procura elegir un local en el centro del pueblo o ciudad y en un lugar bien visible.

  4. 4

    Consulta con tu departamento de salud de la zona sobre la ubicación de tu negocio y la seguridad de abrir un supermercado en ese lugar. Ellos inspeccionarán tu negocio cuando esté terminado para asegurarse de que no haya ningún riesgo para la salud.

  5. 5

    Diseña, con tu contratista, tu proyecto para el edificio para la fontanería, las áreas de desperdicios y de preparación de comida. Contacta al inspector de salubridad local para que inspeccione las zonas en las que vas a preparar o almacenar la comida. Podrían requerirte cambios que deberás encargar a tu contratista antes de que el edificio sea construido.

    Licencias y permisos

  1. 1

    Consigue todas las licencias y permisos que necesitarás para vender comida y bebida. Puedes obtenerlos a través de la oficina local de tu zona, departamento de salud y otros departamentos como el Departamento de Agricultura o el Departamento de Protección al Consumidor. Algunas licencias y permisos deben ser renovadas después de un par de años. Las tasas van desde US$20 a US$250.

  2. 2

    Contacta al departamento de salud de tu zona para obtener una posible certificación de comida. Esto no es necesario en todos los estados.

  3. 3

    Regístrate para obtener una licencia y poder vender licor y tabaco en una tienda minorista. Esto lo exige la ley federal a través del Departamento de Alcohol, Tabaco y Armas de Fuego de Estados Unidos. Contacta con este departamento para conseguir este registro.

  4. 4

    Debes comprobar si tu estado exige una licencia para la venta de productos lácteos, especialmente la leche. Algunos estados la exigen y puedes conseguirla a través del departamento de agricultura de tu zona.

  5. 5

    Investiga otras licencias que varían de un estado a otro. Algunas podrían incluir licencias inusuales para algo como la venta de postres congelados. Las más comunes incluyen licencias para manejar una panadería, vender medicamentos sin receta, registrar pesas para pesar artículos de embutidos o vender billetes de lotería. También necesitas estar registrado para vender cupones de alimentos canjeables, además de cumplir con los requisitos de etiquetado de comida.

    Empleados y mercadotecnia

  1. 1

    Contrata a empleados para tu supermercado, particularmente cajeros, cocineros para trabajar en los embutidos o en la panadería, repositores y personal de mantenimiento en general. Crea un ambiente familiar para que tus empleados te sean leales. Ofrece bonos a manera de recompensa para todo empleado que permanezca contigo durante más de un año.

  2. 2

    Instala la oficina de gerencia cerca de donde tus empleados hagan sus tareas para que puedas observarlos detalladamente en las operaciones diarias y estés inmediatamente disponible para solucionar los problemas.

  3. 3

    Compra espacios de publicidad en periódicos o incluso en anuncios televisivos de la zona para dar a conocer tu supermercado. Asegúrate de ofrecer descuentos en todos los artículos durante la primera semana para los clientes que vayan por primera vez. Esto te asegurará una lealtad de los mismos que podría durar mucho tiempo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles