Comparación entre hidrocodona y oxicodona

Escrito por lia stannard | Traducido por mila guevarian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Comparación entre hidrocodona y oxicodona
Aprende más acerca de la hidrocodona y la oxicodona, y sobre sus usos. (Jupiterimages/Comstock/Getty Images)

La hidrocodona y la oxicodona son dos tipos de opiáceos que consiguen reducir la sensación de dolor al unirse a determinados receptores en el cerebro. Los pacientes con problemas de dolor pueden tomar tanto oxicodona como hidrocodona, aunque esta última también puede utilizarse como supresora de la tos. Aunque ambas sustancias son efectivas en el tratamiento de ciertas enfermedades, hay que tener en cuenta que existe la posibilidad de que se abuse de ellas.

Otras personas están leyendo

Restricciones

Con el fin de evitar posibles abusos, existen restricciones tanto para la hidrocodona como para la oxicodona. Kristi Monson, PharmD, y Arthur Schoenstadt, MD, autores del artículo de eMedTV "Oxicodona frente a hidrocodona", explican que ambas son sustancias controladas de uso restringido. Mientras que la hidrocodona está catalogada dentro de la Lista II, la oxicodona pertenece a la Lista III. Esta diferencia en la clasificación significa que se suele abusar más de la oxicodona que de la hidrocodona. La catalogación que estos fármacos reciben influye en la forma en que los pacientes pueden disponer de sus fármacos. Mientras que en el caso de la hidrocodona es posible obtener seis dispensaciones en el transcurso de cinco meses, para conseguir la oxicodona se necesitará siempre una nueva prescripción por parte del médico. Lo que se pretende con esta práctica es evitar el abuso de este medicamento.

Disponibilidad

Según MedlinePlus, la oxicodona se comercializa sola o combinada con algún otro medicamento, como ibuprofeno, acetaminofeno o aspirina. Las distintas dosis incluyen una fórmula de liberación inmediata y otra de liberación prolongada, que los pacientes únicamente tendrán que tomar una vez al día. La oxicodona se presenta en forma de comprimidos, líquido, cápsulas o solución concentrada. La hidrocodona, por el contrario, no se comercializa sola, sino combinada con acetaminofeno. Como ocurre con la oxicodona, también existe una fórmula de liberación inmediata y otra de liberación prolongada. Los pacientes pueden tomar hidrocodona en forma de jarabe, cápsulas, comprimidos o solución.

Abstinencia

Los pacientes que sigan un tratamiento con hidrocodona u oxicodona no podrán abandonarlo de repente, ya que podrían aparecer síntomas de abstinencia. En MedlinePlus se explica que la abstinencia de la oxicodona puede causar problemas musculares, como molestias o dolor en músculos y articulaciones, debilidad y calambres. El paciente también puede sufrir taquicardia, respiración rápida, dificultad para conciliar el sueño o permanecer dormido, irritabilidad, bostezos o inquietud. Otros síntomas que pueden aparecer tras la retirada de la oxicodona son: ojos llorosos, secreción nasal, estornudos, sudoración, escalofríos, ansiedad, depresión, náuseas, vómitos, diarrea y pérdida de apetito. En el artículo "Síntomas de rtirada de hidrocodona", publicado en eMedTV, Monson y Schoenstadt afirman que la abstinencia de la hidrocodona provoca náuseas, secreción nasal, diarrea, temblores, estremecimientos y sudoración. También pueden aparecer otros síntomas, tales como insomnio, piel de gallina, ansiedad, dolor y ansia por tomar hidrocodona.

Sobredosis

De la misma manera que dejar de tomar el medicamento de forma repentina puede traer problemas, tomar demasiado también resulta peligroso. Ambos fármacos pueden provocar pérdida de consciencia, cambios en la dilatación de las pupilas, piel húmeda o azulada, cese de la respiración y somnolencia excesiva. En MedlinePlus se informa de que una sobredosis de hidrocodona puede causar convulsiones y llegar a ser mortal. En cuanto a la oxicodona, la sobredosis puede dar lugar a debilidad muscular, mareos, desmayos, paro cardíaco y coma.

Consideraciones

Los pacientes que sigan un tratamiento con hidrocodona u oxicodona deben tomar ciertas precauciones mientras estén tomando estos fármacos, Por ejemplo, según Monson y Schoenstadt, estas personas deben evitar el alcohol, ya que podría empeorar los síntomas. También tienen que tener en cuenta que no deben romper las pastillas de liberación prolongada, ya que podrían causar un aflujo peligroso del fármaco. MedlinePlus añade que si una persona no tiene tolerancia a los opiáceos y toma comprimidos de 60 mg de oxicodona, es posible que sufra problemas serios que podrían llegar a provocarle la muerte.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles