Cómo comprar jeringas de insulina en la farmacia

Escrito por andrew hazleton | Traducido por maria della cella figueredo
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

La compra de jeringas de insulina en las farmacias está regulada por el estado y las leyes locales, al igual que por las políticas de la farmacia. Varios estados cuentan con la despenalización de la posesión de jeringas (ver Recursos), y no se necesita ninguna receta o prueba de diabetes para comprarlas en estas jurisdicciones.

Las más comunes son las leyes estatales y locales que buscan prevenir la compra de jeringas para su uso relacionado con las drogas. Muchas cadenas de farmacias también tienen políticas de denegar la compra de jeringas a clientes de los cuales no están muy seguros.

Una receta de tu médico elimina cualquier tipo de incertidumbre pro parte de la farmacia.

Las jeringas están disponibles en varios tamaños y opciones de dosis.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Receta de jeringa
  • Receta de insulina
  • Identificación (dependiendo de las leyes del estado)

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Determina el tipo de insulina que se te ha recetado. La insulina en la mayoría de los casos está disponible en U100, esto significa que tienen 100 unidades de insulina por milímetro. Sin embargo, la insulina también está disponible en U500 y U40, aunque estas sean menos comunes. U40 por lo general se usa en las mascotas.

    Las jeringas de insulina deben coincidir con tu tipo de insulina para asegurar la dosis apropiada. Las jeringas U100 por lo general se caracterizan por tener una tapa naranja.

  2. 2

    Determina tu dosis típica de insulina y adapta el tamaño de la jeringa a ésta. Las de U100 están disponibles en unidades de capacidad de 24, 30, 50 y 100. Selecciona la jeringa más chica ya que te permitirá una dosis de insulina en una simple inyección. Las jeringas de menor capacidad te permitirán medir dosis menores de forma más exacta.

  3. 3

    Determina el largo apropiado de la aguja. La aguja más común es de 1/2 pulgada (12,7 mm) y esta es la correcta para la mayoría de los pacientes.

    Por lo general, la insulina se inyecta en el abdomen, y los pacientes muy delgados pueden usar agujas más cortas para evitar inyectar insulina en sus músculos, en lugar de en su grasa corporal.

  4. 4

    Elige el groso de la aguja. Las agujas de las inyecciones de insulina más comunes tiene un calibre 30, pero también están disponibles en calibres 28, 29 y 31. Cuanto más grande sea el número, menor será el diámetro de la aguja.

    Las agujas más finas no siempre son menos dolorosas, y tiene que ver con la preferencia del individuo dependiente de tu piel y técnica de inyección. Es fácil doblar una aguja de 31 calibres durante la inyección, lo que puede causar muchas molestias.

Consejos y advertencias

  • Asegúrate de que tu tipo de insulina (U100, U40, U500) combine con los niveles de la jeringa. Utilizar la aguja incorrecta puede producir una sobredosis de insulina, lo cual puede producir serios problemas de salud, incluyendo el coma y la muerte.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles