Cómo conectar los paneles solares a un sistema de alimentación

Escrito por richard belmondo | Traducido por sandra magali chávez esqueda
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo conectar los paneles solares a un sistema de alimentación
Un panel solar genera energía gratis con cero emisiones. (solar panels image by Yali Shi from Fotolia.com)

Un panel solar es un conjunto empaquetado e interconectado de celdas fotovoltaicas, que produce energía sustentable gracias al sol con cero emisiones. Ecológico y rentable, este sistema de alimentación de energía autosustentable proporciona toda la energía que requiere un bote o una casa. Los principales componentes de una instalación incluyen, al menos, un panel solar, un regulador de carga, un inversor y baterías. Lo ideal sería que las baterías estén diseñadas para tener energía suficiente para usarlas durante tres o cinco días de poca luz solar.

Nivel de dificultad:
Difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Paneles solares
  • Contolador de carga
  • Inversor
  • Baterías
  • Cables de conexión
  • Escalera

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Coloca y asegura los paneles solares monocristalinos en un lugar donde se pueda conseguir una luz solar directa sin obstrucciones, de preferencia en el techo de tu casa. A continuación, conéctalas a las terminales de entrada de un regulador de carga. Para un sistema pequeño o mediano, lo mejor es utilizar de cuatro a ocho paneles de 80 vatios.

  2. 2

    Conecta los paneles solares a un controlador de carga. Este componente impide que se sobrecarguen las baterías. Cuando la luz del sol es más brillante, las células solares de los paneles producen más tensión, pero un controlador de carga regula la carga de las baterías. Esto evita daños y aumenta la vida útil y el rendimiento de la batería.

  3. 3

    Pasa el cableado del regulador de carga a un inversor. El inversor convierte la corriente continua de baja tensión (DC) a una corriente alterna de 120 voltios (AC) que es la que usan la mayoría de los aparatos modernos. Para una mejor productividad y fiabilidad instala un inversor de onda senoidal pura. Este tipo de inversor funciona como un alternador sintetizado, como un péndulo que oscila suavemente. Esto asegura una salida de corriente menos precipitada.

  4. 4

    Coloca los cables del inversor a un banco de baterías ácidas cerradas. Estas baterías son capaces de ser descargadas cientos o incluso miles de veces, son a prueba de derrames y requieren poco o ningún mantenimiento.

    Para averiguar lo que requieres de almacenamiento sólo toma tu consumo diario promedio en vatios y divídelo por el voltaje de la batería. Por ejemplo, si utilizas 3 kWh (kilovatios-hora) o 3.000 vatios de electricidad por día y tu sistema de electricidad solar funciona a 12 voltios, entonces dividir 3.000 W entre 12V te da 250 AH. Debido a que una batería no debe descargarse generalmente a menos del 50% de su capacidad, necesitarás 500AH de almacenamiento en la batería.

  5. 5

    Instala un sistema de monitoreo para revisar frecuentemente las lecturas de voltaje y corriente en tu sistema de energía solar. Ésto te informa qué tan cargadas están tus baterías y qué tan rápido se están descargando.

Consejos y advertencias

  • Para una alimentación de reserva durante largos períodos de poca o nada de luz solar, aplicar un generador corriente alterna en el inversor de potencia puede cargar el banco de baterías y también darle corriente alterna que necesitan tus aparatos.
  • Siempre busca el asesoramiento de expertos para trabajar y adaptar las corrientes eléctricas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles