Cómo confeccionar tu propio talit

Escrito por renee miller | Traducido por pilar celano
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo confeccionar tu propio talit
Talit y kipá. (Comstock/Comstock/Getty Images)

El talit es un mantón de rezo que se suele utilizar por la mañana, durante los servicios religiosos del judaísmo. Se ha vuelto muy popular entre las mujeres y los grupos de personas que no son judías, por su historia y belleza. A continuación, aprenderás cómo hacer uno para ti añadiendo un toque personal a este accesorio único.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Pintura para tela
  • Tela de tu elección (lana, algodón, seda)
  • Aguja
  • Hilo

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Cómo hacer tu propio talit

  1. 1

    Elige la tela y el tamaño. Tradicionalmente cubre desde la parte superior de la cabeza hasta las rodillas. Sin embargo, la mayoría lleva uno que va desde la parte superior de la cabeza hasta justo encima de la cola. Un talit tipo mantón puede variar en tamaño entre 8 por 47 pulgadas (20,3 cm por 1,2 m) y 28 por 71 pulgadas (71,1 cm por 1,8 m), dependiendo de la altura de la persona. Si bien el talit tradicional está hecho en un 100% de lana, muchos utilizan una mezcla que tiene por lo menos un 51% de algodón (lo que hace que sea más fácil cuidarlo) o hasta dupión de seda.

  2. 2

    Forma el dobladillo en los bordes y añade un forro parcial de algodón. Asegúrate de que los dobladillos sean tan pequeños que prácticamente no se noten. Muchas personas hoy en día, que no siguen las costumbres del judaísmo, llevan el talit por períodos reducidos. Aún así, se deben tomar las precauciones necesarias para proteger la tela. Sea cual fuere la razón por la que quieres aprender a fabricar esta pieza, es una buena idea coser un forro de algodón parcial a la parte de atrás. Esto evita que los aceites del rostro se transfieran al talit; y hasta se puede reemplazar el forro luego de algunos años.

  3. 3

    Pinta o cose el diseño. Hoy en día, muchos se apartan del cosido tradicional de rayas en la tela y optan por añadir un toque más personal y menos religioso. El único límite para el diseño es tu imaginación.

  4. 4

    Añade los flecos (Tzitzit), que son posiblemente lo más importante del talit. Cuando lo fabriques, será útil que entiendas la razón que se esconde detrás del método que se utiliza. En el Torá, se les dice a los israelitas que cosan borlas a las cuatro puntas de sus prendas, para que les recuerden los mandamientos de Dios. Dado que la ropa ya no tiene cuatro puntas, se cosen en las del talit. Para hacer esto, debes pasar cuatro hebras de hilo delgado a través de un agujero, a alrededor de una pulgada y media (3,8 cm) de cada esquina de la tela. Esto duplica el hilo, formando ocho hebras. Luego, se las debe atar cinco veces dejando más o menos ocho pulgadas (20, 3 cm) de fleco.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles