Cómo configurar un bajo de precisión Fender

Escrito por jonathan d'auria | Traducido por sebastian castro
Cómo configurar un bajo de precisión Fender

Bajo de presición Fender.

El bajo de precisión Fender, o "P-bass", es el sello e icono de los bajos eléctricos. Luego de ser creado por Leo Fender en 1951, el P-bass se convirtió rápidamente en el bajo eléctrico más distribuido y preferido del mundo. Los micrófonos de pastillas dobles de bobinas separadas le dan al bajo un sonido único y un tono cálido. El P-bass todavía es, en la actualidad, uno de los más vendidos y no se cuestiona por qué. Sin embargo, uno podría preguntarse cómo se configura su P-bass Fender. Los pasos son simples y toman un poco de esfuerzo y atención a los detalles, pero el resultado final bien lo vale. La configuración es una parte importante al momento de tocar, en la calidad de sonido y en la madurez del bajo, y debe realizarse por lo menos cada dos años para la mayoría de los bajos, dependiendo del clima de cuánto sea tocado el bajo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cuerdas para bajo nuevas
  • Llaves Allen o ajustador de la barra del braguero
  • Un destornillador Phillips
  • Un equipo de limpieza de guitarras
  • Un trapo
  • Un afinador para bajos
  • Una pinza corta cables

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Sección 1

  1. 1

    Cambia las cuerdas. Quita las antiguas aflojando las clavijas del cabezal del bajo. Hazlo comenzando con la más alta, la G y continúa hasta la más baja, la E. Se realiza en este orden para que la entonación del bajo no se dañe en el proceso. Una vez que la cuerda está lo suficientemente suelta, deberías poder tirarla del cabezal. Tírala fuera del agujero a través del lomo para quitarla completamente. Una vez hecho esto, inserta la cuerda nueva a través del lomo y por la clavija, haciendo el movimiento opuesto a cuando la quitabas. Corta la punta de la cuerda a unas 4 pulgadas (10 centímetros) de la punta utilizando una pinza corta cables. Notarás que la cuerda se vuelve más pequeña en esa zona, así que córtala apenas se vuelva más gruesa. Envuélvela en la clavija y ajústala hasta que esté afinada según la nota de dicha cuerda. Utiliza el afinador para ser preciso. Realiza esto con cada una de las cuerdas hasta que quede nuevamente afinado. Afina todas las cuerdas y luego toca el bajo un poco para evitar cualquier tensión indeseada en las cuerdas. Escucharás una mejora inmediata en la calidad de sonido y sentirás una diferencia inmediata en la usabilidad del bajo.

  2. 2

    Ajusta el alma del bajo. Sostén el bajo para que el cabezal mire a tus ojos y el cuerpo esté tanto en el suelo o sobre una mesa. Mira el diapasón del bajo y verifica si puedes encontrar un sitio en el mástil donde el bajo esté doblándose un poco. El mástil arqueado es algo común en los bajos y sucede por el cambio de clima, un uso aumentado o la manera en la que se guarda el bajo. El mástil normalmente se arquea hacia abajo en dirección opuesta a las cuerdas. Si el mástil está recto y no hay un arqueo evidente, puedes pasar al siguiente paso. Si está arqueado, utiliza la llave Allen (ajustador de la barra del braguero) que vino con el bajo. Si no lo tienes, una llave Allen de 1,3 a 1,5 milímetros funcionará. Inserta la llave Allen en el ajustador de la barra (que está ubicado en el cabezal donde comienza el mástil) y dale un cuarto de vuelta con la llave hacia la derecha. Revisa el mástil para ver si está correctamente ajustado. Si no lo está, dale otro cuarto de vuelta hacia la derecha. Algunas veces es necesario ajustar las cuerdas un poco para permitir que la barra de ajuste funcione. Una vez que el arqueo visible se haya ido del mástil, estás listo para seguir con el próximo paso.

  3. 3

    Ajusta el lomo. En la parte inferior del bajo donde terminan las cuerdas en el cuerpo, hay una pieza de metal cuadrada llamada lomo. Esta pieza sostiene las cuerdas a una altura particular y ayuda a mantener la entonación estable en el bajo. Una vez que hayas ajustado el alma del bajo, seguramente deberás ajustar el lomo del puente. Utiliza una llave Allen más pequeña y simplemente colócala en cada lado del lomo atornillándola hasta que quede levantada de manera pareja. Podrás mirar esto para asegurarte de que hayan encajado adecuadamente. Haz esto en cada lomo hasta que queden todas ajustadas de manera pareja.

  4. 4

    Ajusta la entonación. Ahora el bajo está lejos en la configuración, debes asegurarte de que las notas del bajo estén entonadas. Para hacerlo, conecta el afinador y toca una cuerda suelta y asegúrate de que esté afinada. Ahora toca una octava en el doceavo puente de la misma cuerda y verifica si el afinador te da la misma lectura. Si lo hace, sigue a la próxima cuerda, y así sucesivamente. Si no lo hace, toma el destornillador Phillips y mira nuevamente el lomo del puente en el trasero del bajo. El tornillo de ajuste para cada cuerda está ubicado en la parte trasera de cada lomo que ajustamos previamente. Dirígete a la cuerda que necesite entonación y gira el tornillo a la derecha (en sentido horario). Esto moverá el lomo hacia el cabezal del bajo, coincidiendo la afinación de la nota libre con la del doceavo puente. Haz esto hasta que tengan la misma lectura en el afinador. Hazlo con cada cuerda que necesite ser ajustada.

  5. 5

    Ajusta la altura del micrófono. Ahora que el bajo está afinado, querrás que los micrófonos estén a la altura adecuada para que reciban las vibraciones exactamente como fueron hechas. Esto también te asegura que no estén demasiado altas como para hacer contacto con las cuerdas (esto creará un sonido de pérdida indeseado). Usa un destornillador Phillips y ajusta cada tornillo del micrófono del P-bass para lograr un nivel cómodo para tocar. Ajusta los tornillos para bajar el micrófono y aflójalos para levantarlo. Conecta el bajo para probar que el sonido esté exactamente como debe estar y que esté apoyado en una posición cómoda.

  6. 6

    Pule el bajo. Para hacerlo y mantener la salud de su madera, puedes comprar un juego de pulido en cualquier tienda de música. Si no quieres seguir ese camino, siéntete libre de utilizar algún aceite de limón común para no dañar el bajo. Utiliza un trapo viejo, una media o una camiseta vieja y vierte el aceite en la tela. Frota de manera circular sobre todo el cuerpo del bajo para quitar las manchas y cubrir las zonas gastadas. Esto debería darle a tu bajo un brillo "como nuevo". Es importante hacerlo por lo menos dos veces al año y algunas veces más, dependiendo de tu ubicación y del clima.

Consejos y advertencias

  • Si no te sientes cómodo ajustando tu bajo, encuentra un luthier local o una tienda que lo ajuste. Normalmente te costará entre 40 y 60 dólares, pero puede valer la pena si quieres cuidar mucho tu equipo.
  • Tómate tu tiempo para configurar tu bajo. Cuando más te apures, más podrías saltearte un paso o calcular algo de manera errónea. Disfruta del proceso.
  • Configura tu bajo regularmente. Un instrumento es sólo tan bueno como la condición en la que se encuentra, así que realiza mantenimiento a tu P-bass regularmente. Marca cuándo ha sido la última vez que lo has configurado en un calendario y marca una fecha para recordarte cuándo debería ser configurado nuevamente.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media