Cómo congelar pasta

Escrito por ehow contributor | Traducido por sebastian castro
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo congelar pasta
Pasta. (Pasta image by Yvonne Bogdanski from Fotolia.com)

Cómo congelar pasta. En general intenta sólo cocinar la cantidad de pasta que vas a comer. Sin embargo, si no puedes terminar esa lasaña enorme que has hecho, aquí hay algunos consejos para almacenarla.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Pasta
  • Contenedores para congelador
  • Un tenedor para pasta
  • Coladores de pasta
  • Bolsas de plástico para congelador

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Sección 1

  1. 1

    Asegúrate de que la pasta sola y cocida esté seca antes de congelarla. (No querrás que se formen cristales de hielo dentro).

  2. 2

    Coloca la pasta cocida en bolsas de plástico al vacío para congelador o en contenedores de plástico.

  3. 3

    Congela lasaña, mostacholes cocidos y otros platos de pasta preparada en platos para hornear de vidrio o plástico y cúbrela con una lámina de aluminio o un envoltorio plástico.

  4. 4

    Congela los platos de pasta que contienen carne por unos dos o tres meses.

  5. 5

    Descongela la pasta y vuelve a calentarla.

Consejos y advertencias

  • La pasta cocida, como la lasaña, los mostacholes y otro tipo de fideos se congelan mejor.
  • Si tienes salsa para pasta adicional, congélala por separado (o simplemente congela la salsa y haz pasta nuevamente cuando sea el momento, que probablemente sea una mejor apuesta).
  • Mantén el congelador a una temperatura de 0 grados Fahrenheit (-17 grados centígrados).
  • No vuelvas a congelar los platos de pasta una vez que fueron descongelados.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles