DESCUBRIR
×

Cómo congelar rosas

Actualizado 23 marzo, 2017

Las rosas liofilizadas pueden ser utilizadas como decoración o simplemente como una forma de preservar rosas que tengan algún valor sentimental. El proceso de liofilización de las rosas no es difícil, pero lleva tiempo. Para que tus rosas liofilizadas duren, es importante que sigas el proceso de congelado y secado de forma adecuada usando el equipo que lo haga eficientemente, obteniendo rosas que duren mucho tiempo después de completado el proceso.

Instrucciones

Rebecca Van Ommen/Photodisc/Getty Images
  1. Quita los pétalos de la rosa que quieres disecar. También puedes intentar congelar el tallo de la rosa, pero el proceso llevará más tiempo y puede producir resultados disparejos. Trabajar sólo con los pétalos es el mejor método.

  2. Coloca la rosa o sus pétalos en la máquina liofilizadora y prográmala a una temperatura de -20 grados Fahrenheit (-28,88 grados Celsius). Esta máquina vacía la cámara de oxígeno y provoca que la rosa se congele más rápidamente.

  3. Regresa los pétalos de rosa a temperatura ambiente una vez que el proceso de liofilización se haya terminado. Programa la máquina a la temperatura apropiada y esta lentamente llevará los pétalos a esa temperatura. Este proceso lleva alrededor de dos semanas, y se llama "liofilización". Convierte el líquido en los pétalos de rosa en vapor, permitiendo que los pétalos obtenidos mantengan su forma sin que se marchiten o decoloren.

  4. Coloca los pétalos liofilizados en una bolsa para el congelador o una caja y mantenlos en un lugar fresco y seco para obtener mejores resultados. La rosas sometidas a este proceso durarán varios meses.

Necesitarás

  • Una máquina liofilizadora
  • Una bolsa para el congelador