Cómo usar conocimiento metacognitivo en el aula

Escrito por rachel kolar | Traducido por maría marcela mennucci
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo usar conocimiento metacognitivo en el aula
Las estrategias de lectura son un componente crítico en el conocimiento metacognitivo. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

El conocimiento metacognitivo es la habilidad de un estudiante de pensar sobre su propio proceso de aprendizaje. Esencialmente, la metacognición es "pensar sobre pensar". Es crucial para la habilidad de un niño para aprender porque afecta su capacidad de evaluar su comprensión del material, planificar su propia lectura y estudio estratégicamente y ajustar su estrategia de estudio si se está confundiendo. Mientras que la metacognición aparece naturalmente en algunos estudiantes y no en otros, es una capacidad que puedes enseñar a los que tienen problemas de aprendizaje para que mejoren su rendimiento.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Modelo "piensa en voz alta". Al demostrar cómo resolver un problema o leer un texto, anuncia tus procesos de pensamiento en voz alta. Esto le mostrará a tus estudiantes cómo deberían pensar sobre el problema. Por ejemplo, si demuestras cómo usar las claves del contexto para definir palabras difíciles del vocabulario, podrías decir: "Mmm. No sé que significa 'famélico'. Bueno, el poema dice 'El oso estaba hambriento, el oso estaba famélico', y luego el oso dice que se va a comer a Isabel. Claramente no es un oso bueno y realmente tiene mucha hambre. Quizás 'famélico' significa algo como 'fiero' o 'cruel', o quizás es sólo otra palabra para 'hambriento'". Luego, cuando los alumnos intenten usar claves del contexto para definir palabras, podrían recordar como modelaste la estrategia y seguir un proceso de pensamiento similar.

  2. 2

    Provee instrucciones paso a paso para los problemas, escribiendo tareas y otras tareas. Esto permitirá a los alumnos comprender exactamente dónde tienen problemas. Un estudiante que no tiene instrucciones paso a paso podría pensar "No lo entiendo". Un alumno con instrucciones paso a paso puede emplear el pensamiento metacognitivo: "OK, sé que tengo que usar la ecuación cuadrática, pero ahora estoy atascado porque no recuerdo qué número representa cada letra. Mejor vuelvo a leer esa sección del libro de texto".

  3. 3

    Provee a tus estudiantes con estrategias de lectura. Enséñales a buscar rasgos del texto, como títulos de capítulo, subtítulos o palabras en negrita. Diles que se pregunten cosas como "Basado en el subtítulo, ¿cuál será la idea principal de esta sección? ¿Qué información será importante?".

  4. 4

    Establece un propósito para la lectura. Éste podría ser el objetivo de la clase ("Hoy, vamos a comparar a Atenas con Esparta. Lean para encontrar tres similitudes y cinco diferencias entre Atenas y Esparta"), o podría estar relacionado con cualquier pregunta de la tarea al final del capítulo ("Cuando lean este capítulo de 'El Hobbit', las respuestas a las preguntas resumirán los eventos principales. Léanlo para encontrar las respuestas a estas preguntas y tendrán un resumen del capítulo ocho"). Cuando los alumnos tienen un propósito de lectura, pueden preguntarse a sí mismos si están logrando ese propósito, lo que promueve la metacognición.

  5. 5

    Enseña a los alumnos más grandes estrategias para tomar nota como el SQ3R o el método Cornell para usar durante una clase o lectura. Esto les permitirá hacer conexiones y organizar sus notas de una manera que tenga sentido para ellos. Provee modelos estructurados cuando presentes estos métodos. Por ejemplo, en lugar de decir: "Usen el método Cornell para tomar notas sobre el método científico", muéstrale a los alumnos cómo debería verse la columna izquierda de sus notas y hazlos llenar la columna derecha solos.

  6. 6

    Alienta a los estudiantes a escribir preguntas basadas en sus estudios. Hazlos buscar activamente áreas que encuentran confusas y que escriban las preguntas. Luego, hazlos releer el texto, re-examinar el problema o revisar sus notas y hacer una estimación fundamentada como respuesta de la pregunta. Esto los alentará a monitorear activamente su comprensión en lugar de decidir que simplemente "no lo entienden".

  7. 7

    Pídele a los alumnos que respondan preguntas sobre su aprendizaje al final de cada lección. Algunas preguntas posibles son: "¿Qué aprendiste sobre ti mismo como lector/escritor/científico/matemático hoy?" y "¿Qué habilidades aprendiste que piensas que puedes usar nuevamente?", o simplemente "¿Qué aprendiste hoy?".

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles