Consecuencias de beber leche vencida

Escrito por carol ochs | Traducido por damian trabilsi
Consecuencias de beber leche vencida

Manipula y almacena la leche adecuadamente para evitar una intoxicación.

Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images

Cuando se trata de leche de consumo, la fecha en la caja de cartón podría no ser tan importante como la frescura del producto en su interior. La fecha que encuentras estampada en una botella o en una caja de leche es la de caducidad, y a pesar de ello la leche en el interior todavía puede ser buena para algunos días después de esa fecha. Sin embargo, si la leche se manipula de forma incorrecta, se puede acelerar la velocidad en la que se vuelva mala.

Otras personas están leyendo

Fecha de caducidad

El Consejo de Productos Lácteos de California informa que cuando compras leche, tiene sentido que sólo compres la cantidad que probablemente vayas a consumir antes de la fecha de caducidad, para asegurar su frescura. Sin embargo, si manipulas la leche correctamente, el Consejo avisa que debería ser buena para beber cinco o siete días después de la fecha de vencimiento. Si la leche desarrolla un olor feo o un sabor extraño, tírala a la basura. Puedes congelar la leche mientras esté fresca para beberla más adelante, aunque el consejo dice que el sabor y la textura de la leche podría verse afectada.

Intoxicación alimentaria

Si bebes leche después de pasada bastante la fecha de vencimiento, corres el riesgo de padecer una intoxicación alimentaria por bacterias que podrían haberse desarrollado en la leche. La intoxicación alimentaria puede ser tan leve que ni siquiera te des cuenta que la tienes, pero en algunos casos puede ser grave. Puedes desarrollar calambres estomacales, náuseas, diarrea o fiebre. Este cuadro puede durar horas o días, y puede que comiences a sentir los efectos de la leche vencida luego de un par de horas de beberla.

Leche en mal estado

Afortunadamente, es relativamente fácil saber si la leche está en mal estado, antes o después de su fecha de caducidad. Por lo general, un olor feo en la caja o al beber un sorbo, te darás cuenta si algo está mal. Una textura inusual es otra clave al momento de deshacerte de la leche. Si no estás seguro, no corras el riesgo. Puede ser mucho más difícil saber si en algunos otros alimentos se albergan bacterias. Por eso es importante lavar las frutas y verduras, mantener las manos y las superficies de trabajo limpias, cocinar y almacenar las carnes correctamente.

Consejos de seguridad

Para mantener la leche fresca todo el tiempo que sea posible, el Consejo de Productos Lácteos de California recomienda mantenerla en refrigeración de 38 a 40 grados F( 3 Cº a 4.5 Cº). La temperatura baja ayuda a retardar el crecimiento de bacterias. Mantener la leche en su envase original con la tapa bien cerrada también ayuda a retardar su deterioro. No dejes que repose sobre el mostrador durante mucho tiempo y nunca vuelvas a volcar la leche en el contenedor original. Cuando se hace esto, se aumenta en gran medida la posibilidad de contaminación de organismos externos. También ayuda que guardes la leche en el fondo de la refrigeradora, ya que la apertura frecuente del refrigerador afecta la temperatura de los productos cerca de la puerta.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media