Consejos para lavar toallas mal olientes

Escrito por jenny harrington Google | Traducido por verónica sánchez fang
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Consejos para lavar toallas mal olientes
El apropiado lavado da cómo resultado unas toallas con un olor fresco. (Photos.com/PhotoObjects.net/Getty Images)

Las toallas desarrollan un olor rancio o agrio por una variedad de causas. Los olores de sudor y el cuerpo pueden contribuir al olor fétido, especialmente si las toallas no son lavadas rápidamente. El moho que crece en superficies húmedas, también puede darle a tus toallas un olor feo. Lavar y almacenar correctamente tus toallas previene la mayoría de los olores y puedes erradicar los olores existentes.

Otras personas están leyendo

Toallas húmedas

La humedad conduce al moho, la causa de la mayoría de las toallas malolientes. Si la humedad es de algo ya maloliente, tal como una toalla de gimnasio sudorosa, la toalla puede desarrollar olores incluso peores. Evita tirar las toallas mojadas o incluso ligeramente humedecidas en la pila en el interior del cesto de la ropa. Nunca dejes las toallas mojadas, lavadas dentro de la lavadora. En su lugar, seca las toallas pronto. Si no se pueden lavar las toallas de inmediato, cuélgalas de un gancho o bastidor. Esto permite que la humedad se seque rápidamente para que las toallas no desarrollen moho y malos olores.

Temperatura del agua

El agua fría no mata los gérmenes y no puede destruir las bacterias que causan los olores en las toallas. Es seguro lavar las toallas de baño en agua caliente. El agua caliente mata los gérmenes y bacterias, lo que ayuda a garantizar un olor más fresco en la ropa. Si tienes que lavar las toallas en agua fría, usa un detergente formulado para lavado con agua fría. También agrega blanqueador o blanqueador oxigenado al lavado para asegurarte de que los gérmenes mueran en el lavado con agua fría.

Vinagre y sol

El vinagre sirve para dos propósitos al lavar las toallas. El vinagre ayuda a neutralizar el olor, y suavizar las toallas. El olor del vinagre se enjuaga con el agua de lavado en el ciclo de lavado final. Añade 1 taza de vinagre a la carga de toallas después de que la lavadora se llene de agua. El secar al sol las toallas también puede ayudar a eliminar los olores. Los rayos ultravioleta retiran las manchas pequeñas y matan a las bacterias que causan mal olor atrapadas en las fibras. Seca las toallas en la secadora como de costumbre, a continuación, cuélgalas al aire libre bajo el sol durante 30 a 60 minutos para ayudar a neutralizar los olores restantes.

Almacenamiento

Guarda las toallas en un armario de ropa seca para evitar la absorción de humedad. De lo contrario las toallas limpias pueden desarrollar un olor agrio por la exposición a la humedad durante el almacenamiento. Inspecciona las toallas después del secado para asegurarte de que estén completamente secas antes de doblarlas, para que la humedad no quede atrapada en las fibras durante el almacenamiento. Evita secar cargas demasiado grandes, ya que éstas tardan más tiempo en secarse, y no todas las toallas se secarán completamente. Si vuelves a utilizar una toalla varias veces, como las toallas de manos, cuélgalas después de cada uso para que se sequen y no desarrollen moho antes de lavarlas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles