Consejos para lijar plástico

Escrito por chris deziel Google | Traducido por natalia navarro
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Consejos para lijar plástico
Consejos para lijar plástico. (plastic and metal image by laurent dambies from Fotolia.com)

El plástico es un material común que, como la madera, puedes encontrar la necesidad de manipularlo y cambiarlo cuando trabajes con él en un proyecto diario. Como la madera, se puede cortar y acabar para que parezca muy limpio y profesional, pero a diferencia de ella, el proceso para hacerlo es diferente. Lijar plástico puede producir los mismos resultados lisos que con la madera, pero hay ciertas medidas a tomar en cuenta para asegurar que no termina destrozado o arañado.

Otras personas están leyendo

Lijado húmedo

La mejor forma de lijar cualquier plástico es hacerlo con papel de lija húmedo. La mayoría de ferreterías venden uno marcado como apropiado para mojar, pero si es necesario, puedes usar el estándar del mismo modo. Hacerlo puede requerir que uses más papel, ya que podría ser dado a romperse después de remojarlo, pero la opción está ahí si lo encuentras necesario.

El lijado húmedo significa esencialmente lijar de la manera tradicional, pero con el papel previamente mojado en agua. Esto permitirá que saques capas muy finas de plástico cada vez. Para continuamente volver a remojar el papel de lija en agua mientras avanzas, ve con presión suave, lijando en pequeños movimientos circulares por la superficie de plástico.

Usar múltiples granos

La clave para conseguir un acabado liso cuando lijes cualquier plástico es hacer uso de varios granos diferentes de papel de lija en todo el proceso. Empieza con un grano más grueso y ve despacio hasta uno más fino mientras avanzas, terminando con el más fino que puedas encontrar en una ferretería.

Empieza normalmente con alrededor de un grano 600. Será un buen punto de partida, ya que comenzará a lijar cualquier imperfección en la superficie del plástico pero seguirá dejando una apariencia notablemente áspera y arañada. A continuación, lija todo con un grano 800. Luego usa un grano 1000 y después uno de 2000, o tan cerca del que tenga tu tienda local.

Cada vez que lijes, estarás quitando relativamente poco de la superficie, de modo que no deberías preocuparte de lijarla por completo. En vez de eso, vas a alisarla más cada vez, hasta que te quede un trozo de plástico extremadamente suave. Las múltiples pasadas con diferentes granos pueden hacer que el proceso sea lento, pero el resultado final es significativamente mejor que sólo una con un papel de lija de grano grueso.

Termina con un buen acabado

Lo único que puede mejorar un trabajo de lijado con grano fino es una buena capa de abrillantador para plástico. El más fácil de conseguir y el más protector es el de automóviles, que se puede encontrar en la mayoría de tiendas de automoción y ferreterías. Este esmalte está diseñado para ser usado como cera en las piezas externas de la carrocería de los vehículos. Como tal, puedes estar seguro de que ayudará a tu plástico recíen lijado a soportar la prueba del tiempo y cualquier suciedad o circunstancia climática con la que se encuentre. Adicionalmente, ayudará a rellenar cualquier arañazo restante o imperfecciones que incluso el papel de lija de grano más fino no podría alisar.

El acabado se puede aplicar con un trapo limpio del mismo modo que la cera. Usa movimientos circulares y mucha presión para que penetre en profundidad en la superficie de plástico y deja tiempo para que seque. Usa otro trapo para quitar cualquier exceso y alisar la capa del abrillantador, el plástico debería quedar más liso que nunca.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles