Consejos para pintar las paredes interiores en dos colores

Escrito por lydia stephens | Traducido por alejandra medina
Consejos para pintar las paredes interiores en dos colores

Las paredes oscuras con molduras claras hacen que una habitación luzca más grande.

Photos.com/Photos.com/Getty Images

Los colores de una habitación, así como la forma en que estos se relacionan en el espacio, pueden tener un gran impacto en la apariencia y la sensación final del interior de tu casa. Añadir un segundo color de pintura puede hacer que una habitación luzca más grande, más pequeña, más tranquilizadora o más enérgica dependiendo de cómo se utiliza, así que planificar con cuidado es elemental para obtener la apariencia que quieres.

Otras personas están leyendo

Ilusión del espacio

Pintar una habitación con dos colores puede crear la ilusión de que el espacio es más grande o pequeño de lo que es en realidad. Si quieres que luzca más grande, elige colores que parezcan difuminarse, como el azul, púrpura o verde, y elige un tono claro para hacer que el lugar luzca más grande aún. Pinta las bases, molduras, marcos de ventanas y otras molduras en un tono más claro para hacer que tus paredes luzcan más tenues. Haz que los espacios grandes se sientan más íntimos al pintar las paredes con colores cálidos, como rojo y café, con las molduras pintadas en un color más oscuro.

Forma de la habitación

Dividir una habitación en dos colores de pintura puede ayudar a cambiar la aparente forma del espacio. Haz que una habitación larga y angosta parezca más ancha al pintar las paredes más largas con un color más claro y las paredes más cortas con un color más oscuro. Si el techo parece muy alto para la decoración o muebles de la habitación, pinta el cuarto superior de la habitación así como el techo con el tono más claro y los tres cuartos inferiores de la pared con un color más oscuro. Llevar el color del techo hacia las paredes hace que el techo luzca más bajo.

Pared de acento

A veces, pintar una sola pared con un color más brillante que el resto de la habitación añade interés y estilo a tu casa. Elige una pared sin ventanas o puertas pero con otras características hacia la que quieras llamar la atención. Una pared con una chimenea, un sofá o una pintura grande la hace una buena pared de acento, ya que querrás llamar la atención de manera natural a estas características. Si la habitación es alargada, elige la pared más corta de la entrada principal a la habitación como la pared de acento para ayudar a corregir visualmente la forma del lugar. Elige un color en dos o tres tonos más oscuros que el color de las otras paredes o, para tener un efecto más dramático, elige un color de acento de los muebles que hay en el lugar.

Acabados falsos

Muchas técnicas de acabados falsos utilizan dos colores de pintura para crear textura o un acabado parecido al del papel tapiz en una habitación. La técnica con esponjas o deslavado te permite añadir un segundo color de manera muy sutil. Después de aplicar la capa de base, mezcla el segundo color de pintura con un baño de látex en una proporción de una parte de pintura por cuatro partes de veladura. Esparce la mezcla de glaseado en tu pared con golpes al azar en movimientos circulares como si estuvieras lavando la superficie o sumerge una esponja ligeramente húmeda en la mezcla de vidriado y colócala al azar sobre la superficie de la pared para tener una apariencia más texturizada.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2015 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media