Cómo hacer contraventanas baratas usando plexiglás

Escrito por dario saandvik | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Las contraventanas son una parte importante de aislamiento de tu hogar contra el clima adverso y frío o calor. Creando una bolsa de aire sellada entre el interior de la ventana y la contraventana, puedes incrementar dramáticamente la capacidad aislante de estas. Sin embargo, en casas antiguas con ventanas enmarcadas en madera sin contraventanas, adaptarlas puede ser muy costoso. Afortunadamente, existe una manera barata y sin complicaciones de crear tus propias contraventanas usando plexiglás.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cinta métrica
  • Un cuchillo para artesanías
  • Una lámina de plexiglás (de acrílico, policarbonato, Lexan, etcétera)
  • Madera de construcción de una por dos pulgadas
  • Una sierra englutadora
  • Un enrutador
  • Una pistola de grapas
  • Masilla de silicona
  • Burletes de espuma adhesivos

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Mide los marcos de tus ventanas. Querrás que tus contraventanas, incluyendo sus marcos, sean 1/8 pulgadas más pequeñas en todos los lados para que pueda mantenerse en su lugar colocando burletes de espuma adhesivos.

  2. 2

    Corta cuatro piezas de madera de construcción de una por dos pulgadas que encajen en los cuatro lados de tu ventana, menores a 1/8 de pulgada.

  3. 3

    Engluta los extremos de la madera con un corte a inglete de 45 grados en tu sierra.

  4. 4

    Taja una línea de 1/4 de pulgada de profundidad, y que sea tan gruesa como el tipo de plexiglás que tengas, en el borde interior de cada pedazo de madera.

  5. 5

    Corta tu lámina de plexiglás para que encaje dentro del marco de madera, agregando 1/4 de pulgada en todos los lados para que las láminen se adapten perfectamente al enrutado del marco. Corta el plexiglás haciendo una incisión profunda en ambos lados con un cuchillo para artesanías. Luego, coloca la incisión directamente sobre el borde de una mesa, y rompe el plexiglás por el borde presionándolo firmemente.

  6. 6

    Inserta el plexiglás cortado en el enrutado del marco. Una vez que el marco esté montado alrededor del plexiglás, engrapa los uniones de las esquinas.

  7. 7

    Aplica masilla de silicona en los bordes interiores del marco en ambos lados de la ventana, y permite que sequen de acuerdo con las especificaciones del fabricante de la masilla.

  8. 8

    Coloca líneas de burletes de espuma adhesivos dentro del marco de la ventana, y presiona la contraventana de plexiglás en su lugar. La espuma se mantedrá firme, y podrás removerla cuando el clima cambie o quieras abrir la ventana.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles