Salud

Cómo convertir el agua de lluvia en agua potable

Escrito por christopher donahue | Traducido por contributing writer
Cómo convertir el agua de lluvia en agua potable

Purifica el agua de lluvia.

bestdesigns/iStock/Getty Images

El agua de lluvia es generalmente agua pura y segura para beber si la recoges en un recipiente limpio. El agua que encuentras mientras estás de campamento puede provenir de la lluvia pero esta es susceptible a la contaminación tan pronto como toca el suelo. Hay varios métodos simples para convertir el agua de lluvia que has recogido en agua potable. Después de la purificación, vértela en un vaso o en una jarra limpia para evitar contaminar tus resultados.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Agua de lluvia
  • Un cubo limpio de plástico de un galón (3,7 l) o más grande
  • Una olla negra de metal de un cuarto de galón (1 l) o más grande
  • Leña
  • Fósforos
  • Un blanqueador de cloro líquido (sin aditivos)
  • Tintura de yodo al 2%
  • Cristales en polvo saborizados (como una bebida de jugo de naranja) (opcional)
  • Una bolsa de plástico transparente de un cuarto de galón (1 l) con cremallera
  • Papel de aluminio de alta resistencia
  • Un vaso o una jarra limpia

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Hervir

  1. 1

    Quita el agua de lluvia de la parte superior de tu cubo recolector. Déjala reposar en el cubo durante al menos una hora para que se asienten las partículas pesadas. Evita remover estas partículas al sacar el agua. Vierte el agua limpia en la olla de metal de 1 cuarto de galón (1 l).

  2. 2

    Enciende un fuego con la leña seca y los fósforos.

  3. 3

    Calienta la olla metálica que contiene el agua de lluvia hasta que hierva durante unos 10 a 15 minutos.

  4. 4

    Deja que el agua se enfríe antes de beberla. Este es el método más seguro para purificar el agua de lluvia (o de un río, lago o agua corriente) ya que mata a los patógenos (organismos causantes de enfermedades) presentes en ella.

    Purificación química

  1. 1

    Repite el Paso 1 de la sección de "Hervir" para colocar el agua de lluvia limpia en la olla de metal.

  2. 2

    Añade entre 4 a 6 gotas de un blanqueador de cloro líquido a un cuarto de galón (1 l) de agua de lluvia. Si la olla es más grande, aumenta el número de gotas entre 4 a 6 por cada cuarto de galón (1 l).

  3. 3

    Deja pasar al menos 30 minutos para que el cloro desinfecte el agua si esta está a 70 grados Fahrenheit (21 °C) o a una temperatura superior. Déjala reposar más de una hora si el agua está casi congelada.

  4. 4

    Añade el yodo al agua en el Paso 1 de esta sección si no tienes cloro. Agrega entre 3 a 5 gotas por cada cuarto de galón (1 l) de agua a tratar y déjala reposar al menos 20 minutos para que se desinfecte a 70 grados Fahrenheit (21 °C).

  5. 5

    Mezcla el agua tratada con yodo con los cristales en polvo saborizados (como una bebida de jugo de naranja) si los tienes disponibles, ya que el agua tratada con este mineral tiene un sabor desagradable.

    Pasteurización solar

  1. 1

    Llena una bolsa de plástico transparente con cremallera de un cuarto de galón (1 l) con agua como en el Paso 1 de la sección "Hervir".

  2. 2

    Extiende al menos 2 pies (60 cm) de papel de aluminio de alta resistencia, con el lado brillante hacia arriba.

  3. 3

    Coloca la bolsa plástica con el papel de aluminio en un lugar donde reciba la máxima cantidad de luz solar directa.

  4. 4

    Coloca papel de aluminio adicional alrededor de la bolsa plástica para formar un cuenco que refleje la energía solar adicional a la bolsa, si es posible.

  5. 5

    Deja que la bolsa se caliente por varias horas. Nota: No necesitas que el agua hierva. Si dejas que esta alcance los 160 grados Fahrenheit (71 °C) o una temperatura superior por varias horas, además de los efectos de la esterilización de los rayos ultravioletas del sol, los patógenos presentes en el agua morirán.

Consejos y advertencias

  • Siempre que sea posible, recoge el agua de lluvia con el cubo recolector o haz un embudo para recoger más cantidad utilizando láminas de plástico.
  • Estas técnicas de purificación matarán a los patógenos presentes en el agua. No eliminarán los productos químicos tóxicos.
  • No debes utilizar el agua contaminada con productos químicos.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media