Cómo convertirse en un distribuidor para un fabricante

Escrito por alex burke | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo convertirse en un distribuidor para un fabricante
Existen algunas pautas básicas que pueden ser útiles al convertirte en un distribuidor. (Picturenet/Blend Images/Getty Images)

Los fabricantes producen materiales y productos que se venden a otros fabricantes y comercios minoristas. No todos ellos gestionan el proceso de venta de sus productos, sino que se los proporcionan a bajo costo a un distribuidor. Éste, a veces conocido como un mayorista, crea un negocio en el que vende los productos del fabricante. Ya que convertirse en distribuidor puede variar de industria a industria, no hay una ruta uniforme para convertirse en uno para un fabricante. Sin embargo, existen algunas pautas básicas que pueden ser útiles al convertirte en un distribuidor.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una licencia empresarial y permisos
  • La ubicación del negocio
  • Fondos para la compra de productos al fabricante

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Establece un negocio. Los fabricantes necesitan saber que tienes la capacidad de recibir y distribuir sus productos. Algunos pueden requerir una prueba de que estás en el negocio y de que tienes tu propia tienda, sala de exposición o almacén desde el cual trabajar.

  2. 2

    Investiga los requisitos de distribución de los fabricantes con los cuales deseas trabajar. Descubre cuáles requisitos son mejores para tu modelo de negocio. Algunos fabricantes exigen a sus distribuidores que trabajen sólo con sus productos y, posiblemente, que compren una franquicia de distribución, como es el caso de muchos fabricantes de automóviles. Otros pueden permitir vender sus productos junto con productos similares de otros.

  3. 3

    Completa el proceso de solicitud hecha por el fabricante para convertirte en su distribuidor. Cada fabricante tiene su propio proceso de solicitud. Algunos tienen un entrenamiento patentado que tú y tus empleados estarán obligados a tomar. Otros simplemente pueden requerir una solicitud completa, una prueba de licencia comercial y la compra de un pedido inicial junto con materiales de venta y muestras.

  4. 4

    Construye una relación de trabajo con tu fabricante. Conoce el proceso de compra y cómo la compañía maneja las devoluciones, las órdenes expedidas, los pedidos pendientes y los productos sin vender. Construir una relación con un representante dentro de la empresa puede mantener tu negocio en el circuito de información sobre las cuestiones de fabricación y los retrasos.

  5. 5

    Cumple con todas las regulaciones federales y estatales relativas a los artículos que estas distribuyendo. Algunos productos pueden ser etiquetados como peligrosos y deben ser manejados de acuerdo con la ley. Por ejemplo, la pintura es considerada un líquido inflamable. Esta tiene normas de almacenamiento y manipulación que un distribuidor tendrá que seguir, como se indica en las normas de la OSHA. La mayoría de artículos que requieren atención especial están marcados por el fabricante y por las regulaciones federales. Consulta con la agencia ambiental de tu estado y las regulaciones federales de la OSHA con respecto a los artículos que puedan necesitar un cuidado especial.

  6. 6

    Construye tu negocio de distribución. Utiliza eventos públicos de la industria y conferencias, demostraciones o visita las oficinas para conectarte con los compradores potenciales. Incluye certificados de cualquier fabricante, así como formación o títulos oficiales, en tarjetas de visita, publicidad y sitios web, para construir credibilidad en los clientes potenciales.

  7. 7

    Mantente informado acerca de las técnicas, tendencias y legislaciones que puedan afectar a la industria a la cual estas distribuyendo. Únete a organizaciones que puedan ayudarte a seguir este tipo de información. Por ejemplo, los distribuidores de productos de belleza pueden unirse a la Coalición Nacional de Esteticistas, Fabricantes/distribuidores y asociaciones (NCEA). La NCEA realiza un seguimiento de las normas y reglamentos de las posiciones dentro de la industria de la belleza y apoya los esfuerzos de promoción populares para asegurar que los productos sean vendidos y utilizados con seguridad.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles