Cómo hacer un corazón humano a partir de botellas de gaseosa

Escrito por christina sloane | Traducido por jane doe
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer un corazón humano a partir de botellas de gaseosa
Usa botellas de gaseosas para representar el corazón humano. (bottle image by tofuwarrior from Fotolia.com)

El corazón humano bombea sangre a través del cuerpo mediante las arterias, los capilares y las venas. El corazón está separado en cuatro cavidades: las derechas bombean sangre oxigenada desde los pulmones al resto del cuerpo y las izquierdas llevan la sangre desoxigenada a los pulmones. Puedes ilustrar las funciones del corazón usando botellas de gaseosa para crear un modelo del corazón humano. Usa las botellas para representar las cavidades, agua coloreada para representar sangre oxigenada y desoxigenada, tubos de vinilo para representar venas y arterias, y broches aprietapapeles para representar las válvulas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 4 pequeñas botellas plásticas de gaseosa con tapas
  • Cinta aislante
  • 2 broches aprietapapeles grandes
  • 2 embudos plásticos
  • 2 trozos de tubos de vinilo transparente, de 1 pie y medio (45 cm) de largo cada uno
  • 2 trozos de tubos de vinilo, de 4 pies (120 cm)
  • Colorante vegetal rojo y azul
  • Cinta de enmascarar
  • Plastilina
  • Martillo y clavo
  • Tijera

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Quita las tapas de las botellas de gaseosa. Vierte cualquier líquido que permanezca, luego limpia y seca las botellas.

  2. 2

    Usando un martillo y un clavo, perfora agujeros en todas las cuatro tapas de las botellas. Haz que los agujeros sean lo suficientemente grandes como para que un trozo del tubo plástico corto quepa a través de ellos.

  3. 3

    Conecta dos tapas de botella entre sí con un trozo de tubo de vinilo de cuatro pulgadas de modo que las partes superiores de las tapas se enfrenten entre sí, y haya una pulgada (2,5 cm) de tubo entre ellas. Repite este proceso con el otro par de tapas.

  4. 4

    Sella los agujeros en las tapas con plastilina.

  5. 5

    Usando tus tijeras, corta agujeros en los fondos de dos de las botellas. Haz los agujeros lo suficientemente grandes como para que los embudos quepan a través de ellos. Corta agujeros similares a dos pulgadas (5 cm) desde la parte superior de las dos otras botellas.

  6. 6

    Enhebra un trozo de tubo de 1 pie y medio a través de un agujero en el lado de una botella. Empuja el tubo hacia adentro de la botella de modo que casi toque el fondo. Repite este proceso con la otra botella que tenga un agujero en su lado, y sella estos agujeros con plastilina.

  7. 7

    Sujeta las tapas a las cuatro botellas de modo que los tubos en las mismas conecten las botellas con los agujeros en sus fondos a las botellas con los agujeros en los lados.

  8. 8

    Usando cinta aislante, pega entre sí las botellas con los agujeros en el fondo, y sujeta entre sí las botellas con los agujeros a los lados.

  9. 9

    Añade colorante vegetal rojo a suficiente agua como para llenar una de cada par de botellas. Repite este proceso con colorante vegetal azul en el otro par de botellas. El agua roja simboliza la sangre desoxigenada, mientras que el agua azul simboliza la sangre oxigenada.

  10. 10

    Sujeta los broches en los tubos entre las tapas de las botellas. Los broches simbolizan las válvulas, las que dejan que la sangre fluya a través de las venas en sólo una dirección.

  11. 11

    Sujeta los extremos libres de tus largos tubos de plástico a los lados de las botellas con cinta de enmascarar. Esto evitará que el agua salga a chorros y haga un lío.

  12. 12

    Mete tus embudos en los agujeros en los fondos de las botellas. Vierte el agua roja en una botella de un par, y el agua azul en una botella del otro par.

  13. 13

    Quita los broches para dejar que el agua fluya a través de los tubos. Vuelve a colocar los broches cuando el agua haya viajado desde una botella hasta la otra en cada par.

  14. 14

    Aprieta las botellas que contienen los tubos más largos. El agua pasará a través de los tubos, representando la sangre que viaja a través de las arterias para llevar la sangre oxigenada al cuerpo o la sangre desoxigenada a los pulmones.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles