Cómo hacer cortinas con pliegues

Escrito por linda donahue | Traducido por xochitl gutierrez cervantes
Introducción
  • Introducción

    Cómo hacer cortinas con pliegues

    Las cortinas envolventes, abultadas y con pliegues agregan un toque de estilo a la decoración de la ventana. Por lo general, las cortinas plisadas y enormes combinan con las transparentes, así que es posible utilizar la misma tela para todo el conjunto. Sin embargo, si esto no fuera posible, puedes contrastar otro color al esquema de decoración y hacer de tus cortinas algo que complementará tu habitación. Puedes colgar cortinas con pliegues en la parte superior de una ventana sin colocar transparentes o persianas.

    Por lo general, las cortinas plisadas y enormes combinan con las transparentes. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

  • 1 / 11

    Determina el número cortinas que vas a colocar dentro de la cenefa. Elige un número impar si quieres una abertura central, o o un número par si las vas a cerrar totalmente. En general, entre mayor sea la base, más cortinas podrás tener. Por ejemplo, en una base que mide de 4 (1.21 mts) a 6 pies (1.82 mts) de largo caben de tres a cuatro cortinas.

    Determina el número cortinas que vas a colocar dentro de la cenefa. (NA/Photos.com/Getty Images)

  • 2 / 11

    Usando todas las medidas en pulgadas, calcula el ancho de cada cortina utilizando esta fórmula: (largo de cenefa por número de cortinas) más (superposición de cortinas - (superposición de cortinas por número de cortinas)) = ancho de la cortina. Por superposición de cortina se entiende la medida en que cada cortina se superpone sobre la siguiente. Elige esta longitud si así lo deseas. Normalmente, se considera estética una superposición de 6 pulgadas (15 cm).

    Usando todas las medidas en pulgadas, calcula el ancho de cada cortina utilizando una fórmula. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

  • 3 / 11

    Marca a lo ancho de la cenefa el lugar para cada cortina. Considera la cantidad que necesitas para la superposición (si lo deseas). Después, inserta en un extremo de la cortina una cuerda. Deja que ésta, a manera de vieira, cuelgue tan bajo como desees para ver el alto. Usa la cantidad necesaria de cuerda mientras sostienes el otro extremo de la cuerda. Corta la cuerda y marca el tamaño deseado de la cortina. Mide la distancia que la cuerda tiene al caer de la cenefa. Este es el largo de tus cortinas.

    Inserta en un extremo de la cortina una cuerda. (Phil Ashley/Lifesize/Getty Images)

  • 4 / 11

    Dibuja un patrón sobre un papel. Comienza con un trapecio. La parte superior del trapecio es el ancho. La altura del trapecio, la distancia de la línea superior a la inferior, debe ser 2 veces y 1/2 la distancia del largo. La línea inferior del trapecio es el largo de la cuerda que debe ser más larga que el ancho logrando que el trapezoide sea más grande en la parte inferior. Conecta las esquinas de las líneas superior e inferior para completar la forma básica. En las esquinas inferiores, traza una señal de 2 1/2 pulgadas (6,35 cm) en la parte inferior. Corta una curva que empiece sobre uno de estos puntos que se abultan abajo y van hacia la marca en la otra esquina. Ahora, el extremo inferior de tu patrón trapezoidal se debe ver curvo.

    Dibuja un patrón sobre un papel. (Creatas Images/Creatas/Getty Images)

  • 5 / 11

    En tu patrón marca los puntos para los pliegues. Señala estos a 2 pulgadas (5,08 cm) de arriba hacia abajo y 2 pulgadas (5,08 cm) a partir de las esquinas inferiores. Suma la distancia que queda entre estas marcas y divídela en cuatro secciones iguales. Esto te dará tres marcas divisorias más que debes colocar en tu patrón. Ahora ya tienes listo tu patrón y lo puedes usar.

    En tu patrón marca los puntos para los pliegues. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

  • 6 / 11

    Corta la tela para tus cortinas usando una herramienta para textiles. Corta otra cortina de la tela de forro. Debes cortar cada una por separado. Corta tantas como has planeado con sus piezas de revestimiento, según sea necesario. Ligeramente, marca sobre la tela los pliegues a lo largo de los bordes.

    Corta la tela para tus cortinas usando una herramienta para textiles. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

  • 7 / 11

    Sujeta con alfileres la cortina y el forro de manera que el lado derecho de ambos textiles quede en medio. Cose a lo largo del borde dejando una pequeña abertura a lo largo de uno de los lados planos. Sujeta la tela a lo largo del borde curvo, cerca, pero no a través de la costura, y corta las esquinas. Voltea la cortina al derecho para que el diseño se vea y las costuras queden adentro. Mete los bordes en la apertura y ciérrala. Plancha la cortina.

    Plancha la cortina. (Zedcor Wholly Owned/PhotoObjects.net/Getty Images)

  • 8 / 11

    Tira hacia arriba en cada marca para pliegue para superponer con la señal de 2 pulgadas (5,08 cm) que mediste en la parte superior y sujeta con alfileres. Ajusta todos los pliegues hasta que queden juntos. Cóselos una vez que se vean ordenados. Introduce la cortina a la cenefa. Continúa de esta manera hasta que termines con todos las demás cortinas.

    Introduce la cortina a la cenefa. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

  • 9 / 11

    Elabora las piezas de los extremos, o la cola para las cortinas plisadas. Corta dos piezas para los extremos y dos de revestimiento. Comienza con una forma básica rectangular lo suficientemente amplia como para cubrir el extremo de la cenefa (su profundidad) tan larga como la quieras. Si prefieres los pliegues, procura que el ancho tenga el doble de la profundidad de la cenefa. Añade 1 pulgada (2,54 cm) alrededor como margen de costura. Si prefieres colgar la cortina de forma diagonal, corta el patrón rectangular y después, corta una línea diagonal de la esquina inferior a la mitad del borde delantero.

    Corta una línea diagonal de la esquina inferior a la mitad del borde delantero. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

  • 10 / 11

    Cose una cola para el forro como lo hiciste con la cortina. Cose uniendo las telas del lado derecho y dejando una abertura en la parte superior. Sujeta las esquinas y voltéalas al revés. Después mete las costuras a lo largo y cierra. Cose la otra cola para la cortina.

    Cose uniendo las telas del lado derecho. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

  • 11 / 11

    Dobla y coloca la tela a lo largo en la parte superior para hacer los pliegues colgantes. Dejar tres pliegues anchos es muy popular, pero puedes hacer tantos como desees. Ajusta y sujeta los pliegues con alfileres hasta que tengas una cantidad balanceada según el tamaño de la cortina. Toma tela hasta que el ancho de la cortina complete la profundidad de la cenefa. Una vez que los pliegues queden en su lugar, cóselos. Ordena las colas en los extremos de la cenefa para terminar tus cortinas.

    Dejar tres pliegues anchos es muy popular, pero puedes hacer tantos como desees. (Thinkstock Images/Comstock/Getty Images)

  • Lista de verificación

    Algunos cosas que podrías necesitar

    • Tela para cortinas
    • Forro para tela
    • Base para cenefa
    • Cuerda
    • Papel
    • Un lápiz

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media