¿Cuáles son las piedras de color turquesa y vetas negras?

Escrito por lani thompson | Traducido por beatriz sánchez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Cuáles son las piedras de color turquesa y vetas negras?
La pieza de joyería más antigua que se conoce es un brazalete de turquesa del 5500 A.C. (Thinkstock/Comstock/Getty Images)

Las piedras de turquesa, o "piedras caídas del cielo" se pueden encontrar en distintos tonos de azul, azul verdoso y verde amarillento. Algunas tienen impurezas que hacen que hayan vetas negras en la piedra. Estas impurezas contienen malaquita, arenisca, limonita, jaspe o psilomelano, y normalmente reducen el valor de la piedra, pero unas vetas atractivas en forma de telaraña pueden en realidad darle más valor.

Otras personas están leyendo

Color

Las turquesas de color azul cielo o azul huevo de Robin, sin vetas, se consideran los mejores colores de piedras. Las piedras de color azul cielo se suelen describir como azul persa, aunque se pueden encontrar en otras zonas del mundo, porque las piedras de este color se solían extraer en Irán, antes conocido como Persia. Una piedra azul perfecta de forma natural que se vuelve verde cuando se caliente sólo puede encontrarse hoy en día en una mina en Neyshabur, Irán.

Valor

El valor de las piedras turquesa depende de la uniformidad de su color, más que del propio color, aunque las piedras azules tienden a ser más valiosas que las verdes. Otros factores que afectan el valor incluyen la dureza de la piedra, la posibilidad de pulirla sin tener que mejorarla o estabilizarla, y el patrón de las vetas si existen. Las piedras con patrones de telaraña interconectada uniforme son las que tienen más valor.

Mejoras o tratamientos

La mayoría de las turquesas se tratan de una forma u otra para que se puedan pulir mejor. Incluso las piedras naturales de buena calidad pueden recibir una capa de cera de queroseno en la superficie. Las piedras más suaves tienen aceites o ceras pegadas para que sean más duras. Las turquesas mejoradas tienen cuarzo vaporizado añadido en ellas para que sean más duras y se puedan pulir bien. Puesto que el cuarzo aparece de forma natural con algunas turquesas, puede ser difícil saber si una piedra ha sido mejorada. La resina de plástico se usa para rellenar los huecos microscópicos en las turquesas de baja calidad para que se puedan usar en joyería. Este tipo de turquesas se llaman estabilizadas o tratadas. Las turquesas de China suelen ser tratadas con cera para conseguir que el color profundice y se estabilice. Las reconstruidas están hechas combinando trozos de turquesas rotas con tinte azul y adhesivo de plástico. Las turquesas en bloque están hechas por el hombre y no contienen piedras de turquesa.

Ubicación

Las turquesas se encuentran en regiones áridas o semiáridas como las que hay en el desierto sudoeste de Estados Unidos. Se forma como mineral secundario en rocas volcánicas cercanas a depósitos de cobre, cuando los productos químicos que se filtran de las formaciones de rocas se reemplazan por cobre, fosfatos y otros productos químicos. Los depósitos de turquesas se encuentran en lugares de todo el mundo, incluyendo África, Australia, China, Irán, México, Rusia, Siberia y Estados Unidos.

Cuidado

Las turquesas son susceptibles de sufrir arañazos o roturas por golpes secos, agua caliente y productos químicos. Los poros de la piedra también pueden absorber los aceites corporales y hacen que se vuelva amarilla con el tiempo. No uses limpiadores ultrasónicos, vapor o cloro en la turquesa. Lávalas con agua jabonosa tibia y suave y frótala con un trozo de tela húmedo después de llevarla.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles