¿Cuáles son los tratamientos para pólipos en la vejiga y la micción frecuente?

Escrito por darla ferrara | Traducido por mary gomez
¿Cuáles son los tratamientos para pólipos en la vejiga y la micción frecuente?

Evita las bebidas en la noche para que no desees orinar mientras duermes.

drinks image by Maria Brzostowska from Fotolia.com

Los pólipos en la vejiga son tumores en las paredes de la vejiga. Pueden ser cancerosos, pero con frecuencia son benignos. En muchos casos, no hay síntomas porque los pólipos son pequeños. A veces, pueden causar sangre en la orina y micción dolorosa o frecuente. El tratamiento depende del tipo de pólipos y los problemas asociados a ellos.

Otras personas están leyendo

Factores de riesgo y síntomas

Las causas son desconocidas, pero algunos factores de riesgo pueden incluir tabaquismo, la exposición a sustancias químicas industriales y antecedentes familiares. Se han relacionado con una infección parasitaria (esquistosomiasis), común en los países en desarrollo.

Reentrenamiento de la vejiga

El reentrenamiento de la vejiga es el proceso de aumentar los intervalos entre el uso del baño durante 12 semanas, comenzando con un tiempo manejable, por ejemplo, cada 30 minutos. Es importante, cuando se utiliza este método, ser metódico en las horas que orina. Por ejemplo, convierte en una cita la ida al baño a una hora específica sientas la necesidad o no, luego pasa a cada hora y media, aumentando el tiempo progresivamente. Esto te permitirá manejar el reflejo de micción y aumentar el volumen que puedas tolerar.

Modificación en la alimentación

Evitar ciertos alimentos puede ayudarte en el tratamiento de la micción frecuente. La cafeína, bebidas carbonatadas, productos a base de tomate, chocolate y los alimentos picantes pueden irritar la vejiga.

Ingesta de líquidos

Controlar la ingesta de líquidos es esencial en el tratamiento. Bebe lo suficiente para evitar el estreñimiento, pero evita los líquidos antes de acostarte para prevenir que orines durante la noche.

Opciones quirúrgicas

En los casos en que los pólipos son cancerosos o el dolor y la hemorragia debe detenerse, existen las opciones quirúrgicas. La cirugía para extirpar los pólipos se llama resección transuretral. El uso de un cistoscopio permite al cirujano entrar en la vejiga y hacer la biopsia o extraer los pólipos. Si es maligno, puede que sea necesario la radiación y la quimioterapia.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media