DESCUBRIR
×

Cómo cuidar un anturio como planta de interior

Actualizado 23 marzo, 2017

Nada puede expresar mejor la palabra "tropical" como las flores del anturio. Quizás este sea el motivo por el que los floristas hawaianos envían más de 12 millones de anturios por año. Aunque el anturio que más se cultiva es el rojo, también existen variedades con flores verdes, rosas y blancas. La parte cerosa y colorida del anturio se denomina espata, las flores se ubican a lo largo del espádice, que sobresale de la espata. Nativos de los bosques tropicales, los anturios prosperan asombrosamente bien en el interior del hogar.

Instrucciones

Thinkstock Images/Comstock/Getty Images
  1. Ubica el anturio en el lugar más brillante de la casa. Aunque la luz directa del sol lo dañará, la luz filtrada y brillante ayudará a que la planta prospere. Además, la temperatura del aire debe ser de 69°F a 75°F (20°C a 23.8°C).

  2. Introduce tu dedo unas 2 pulgadas (5 cm) dentro de la tierra de la maceta. Si está seca, riega la planta hasta que el agua salga por la parte inferior de la maceta. Durante el invierno, deja que se sequen las 3 pulgadas (7.5 cm) superiores de tierra.

  3. Limpia el follaje del anturio con un paño suave. El polvo atrae plagas, así que limpiarlo mensualmente ayudará a mantenerlo saludable. Deja de fertilizar durante el invierno y retoma cuando la temperatura aumente en primavera.

  4. Nutre la planta con un fertilizante 15-30-15 una vez al mes. Diluye el producto a la mitad de la dosis que indica la etiqueta.

  5. Quita las flores marchitas al recortar los tallos al nivel de la tierra.

  6. Si el espádice adquiere un color negro, trata la antracnosis, una enfermedad fúngica frecuente. Necesitarás empapar el suelo con un fungicida formulado para el control de la antracnosis. Aplica el producto según las indicaciones del envase.

Advertencias

  • Los anturios resultan venenosos si son ingeridos por personas o mascotas.

Necesitarás

  • Un paño suave
  • Fertilizante
  • Tijeras de podar
  • Fungicida