Cómo cuidar una dipladenia

Escrito por ann ryan | Traducido por alejandra medina
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo cuidar una dipladenia
(Medioimages/Photodisc/Valueline/Getty Images)

La depladenia, también conocida como mandevilla, es originaria de América del Sur. La planta es excelente para colocarse en una canasta colgante pues tiene hojas brillantes y flores en forma de trompeta en color rosa, rojo o blanco. Dale el cuidado necesario y disfruta tenerla dentro o fuera de tu casa durante todo el año.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Atomizador
  • Regadera para plantas
  • Fertilizante soluble en agua 20-20-20 (nitrógeno, fósforo, potasio)
  • Macetas con bandejas
  • Abono
  • Arena
  • Musgo
  • Cuchillo afilado

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Coloca la dipladenia en un lugar soleado. Crece mejor en un lugar que recibe la luz del sol al menos la mitad del día o el día completo.

  2. 2

    Riega y vaporiza la planta con mayor frecuencia de marzo a octubre. Ya que es sensible a recibir agua en exceso, riega la planta únicamente cuando la tierra comienza a secarse. Para probar la tierra, coloca tu mano en ella. Si comienza a secarse, espera tres días antes de regarla con agua templada. Vaporizar es importante porque la planta es semi-tropical y le gusta la humedad. Por lo tanto, vaporiza la planta cuando la riegas. Riega la planta menos veces, o cada dos semanas, en los meses cuando está en dormancia de noviembre a febrero. Siempre debes regar la planta desde arriba, quitando cualquier exceso de agua en las bandejas debajo de la maceta.

  3. 3

    Alimenta la planta con una mezcla de fertilizante soluble en agua 20-20-20 (nitrógeno, fósforo y potasio) cada dos semanas desde finales de febrero a mediados de septiembre o una vez al mes el resto de los meses.

  4. 4

    Recorta los retoños de la planta a 4 centímetros (2 pulgadas) de los tallos secos en octubre después de que las flores hayan dejado de crecer. La planta puede recortarse en febrero antes de que lleguen los nuevos retoños. Quita con los dedos cualquier retoño marchito en los meses de invierno. Cambia la planta de maceta sólo si ves que las raíces comienzan a salir por los agujeros de las bandeja debajo de la maceta.

  5. 5

    Separa los recortes a principios de verano. Cambia las plantas con raíces en una mezcla de abono, media parte de abono, una cuarta parte de musgo y una cuarta parte de arena.

Consejos y advertencias

  • Durante el invierno coloca la planta en una habitación con una temperatura entre 10 y 15 °C (50-60 °F). Las hojas pueden caer en esta época pero reaparecerán en primavera.
  • La planta crece en una habitación con una temperatura entre 18 y 23 °C (65-75 °F) cuando está floreciendo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles