Lifestyle

Cómo cuidar el espolón de un perro

Escrito por stephanie fagnani | Traducido por eduardo moguel
Cómo cuidar el espolón de un perro

Algunas razas de perros no tiene espolones, como muestra la imagen.

Medioimages/Photodisc/Photodisc/Getty Images

El espolón es una uña situada en el costado de las patas traseras de los perros, cerca del tobillo. No tiene un propósito funcional, pero debe ser recortado regularmente junto con el resto de las demás uñas para evitar que crezca en exceso. En inglés se le llama "dew claw" (garra del rocío), porque supuestamente roza las puntas del pasto cuando un perro camina y por ello, entra en contacto con el rocío sobre las hojas de pasto. De acuerdo con Absolute Astronomy, existe un gran debate sobre sí es necesario amputar quirúrgicamente los espolones problemáticos, pues algunos piensan que estas operaciones causan gran dolor a los perros.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Alicates para uñas
  • Polvo astringente o fécula de maíz
  • Vendas estériles

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Arrodíllate y, con cuidado, coloca al perro de costado. Una vez que esté en esta posición, colócate sobre el animal y acarícialo, mientras tocas ocasionalmente sus patas.

  2. 2

    Toma un par de alicates para uñas de perro con tu mano dominante; levanta la pata del can con la otra mano. Separa un poco el espolón del resto de la pata para tener mejor acceso.

  3. 3

    Recorta la punta del espolón, teniendo cuidado de no cortar la parte interior de la uña que contiene vasos sanguíneos.

Consejos y advertencias

  • Ciertas razas de perros nacen sin espolones, algunas los tienen en las cuatro patas y otras tienen espolones dobles en la misma pata. Conoce las características de la raza de tu perro para saber qué esperar.
  • Si accidentalmente cortas la carne, frota el espolón con polvo astringente o fécula de maíz para reducir el sangrado. Envuelve la pata lesionada con vendas estériles durante toda la noche para evitar que el animal se lama la herida y dejar que sane.
  • Lleva al perro inmediatamente al veterinario si la garra se ha lesionado tanto que no para de sangrar. El doctor probablemente administre un anestésico local, recortará más la garra, la vendará y le recetará antibióticos al perro para evitar la infección.
  • Los espolones rotos vuelven a crecer. Sin embargo, si se lesionan de gravedad, suelen crecer más débiles y con propensión a atorarse y romperse con facilidad.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media