Cura casera para el resfrío de un cachorro

Escrito por bethney foster | Traducido por aldana avale
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cura casera para el resfrío de un cachorro
Los cachorros tienen "resfríos" tanto como los humanos y otros animales.

Los cachorros tienen "resfríos", tanto como los humanos y otros animales. Sin embargo, lo síntomas de una infección en las vías respiratorias superiores en cachorros pueden indicar una enfermedad más seria. Aunque tu cachorro sólo esté experimentando simplemente un "resfrío", debe ser evaluado por un veterinario porque puede desencadenar rápidamente en una neumonía, bronquitis o asma si no se lo trata correctamente. Sin embargo, el cuidado en el hogar juega un rol muy importante para mejorar la salud del cachorro; aunque no existen "curas" caseras para los resfríos pero definitivamente hay cosas que puedes hacer para que tu cachorro se recupere más rápido.

Otras personas están leyendo

Predispuesto

Los cachorros son candidatos probables para las infecciones en las vías respiratorias superiores debido al estrés que provocan los cambios de tutela y el nuevo ambiente. A menudo son víctimas de nutrición pobre, superpoblación, falta de higiene y parásitos. No obstante, la tos de perrera, que es el equivalente al resfrío humano y la neumonía, es la enfermedad más probable, la cual produce síntomas similares al resfrío común experimentado por las personas.

Tos de perrera

La tos de perrera, conocida también como Bordetella, es similar a un resfrío de pecho en una persona. Es una bronquitis infecciosa que hace que el perro tenga una tos seca y áspera. Parece como si el animal tuviera algo en su garganta cuando tose. La tos de perrera generalmente se resuelve sin tratamiento. El perro se siente activo y continúa comiendo aunque padezca esta enfermedad. No hay presencia de fiebre o languidez, simplemente tos. El veterinario puede recetar antibióticos o un supresor de tos para ayudar al perro a recuperarse de forma más rápida. La tos de perrera puede ser seria para muchos cachorros muy pequeños y deben ser revisados por un veterinario si desarrollan estos síntomas.

Neumonía

La tos con poco apetito, fiebre y/o languidez puede indicar que el cachorro sufre de neumonía y debe verlo un veterinario. Probablemente necesite antibióticos para su recuperación. Si la enfermedad progresa, quizás necesite ser hospitalizado para recibir fluidos, oxígeno, nebulización y posiblemente otros tratamientos. Si su condición es estable, come y está activo, podrás llevártelo a tu casa para continuar el tratamiento.

Cuidado en el hogar

Ya sea que tu cachorro tenga una infección leve en las vías respiratorias superiores, tos de perrera o neumonía, el cuidado en el hogar juega un rol muy importante en su recuperación. Deberás animar a tu cachorro a que descanse ofreciéndole un lugar tranquilo y cálido para dormir. También deberás hacer que coma ofreciéndole comida casera caliente, de buena calidad o comida enlatada. Limpia las descargas nasales y de los ojos con una toalla húmeda caliente. No dejes que se exponga al clima frío y húmedo. Deberá estar en el interior hasta que se recupere.

Si tu cachorro se está reponiendo de una neumonía, probablemente tu veterinario te aconseje el uso de un vaporizador. También puedes escuchar que debes realizar "coupage" (golpes rápidos y ligeros en el pecho del perro para aflojar las secreciones respiratorias) al menos cuatro veces al día y deberás alentar a tu perro a que haga algo de ejercicio para mejorar su estado. No debes utilizar un supresor para la tos porque es importante que el perro elimine el material infectado.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles