Cómo curar carne de res seca salada

Escrito por sean butner Google | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo curar carne de res seca salada
La carne de res seca es una fuente densa y portátil de nutrientes. (Chris Jackson/Getty Images Entertainment/Getty Images)

Los mercaderes y exploradores que realizaron la exploración de América del Norte valoraban la carne seca como una fuente importante de nutrientes en condiciones adversas. La carne seca ofrece a los viajeros un alimento sabroso y fácil de transportar. Aunque es posible cura casi cualquier carne (excepto el puerco) para hacer carne seca, actualmente la variedad más común es la que se hace con carne de res. Aprender cómo curar la carne seca te permite personalizar las recetas y el sabor de tu carne de res seca.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Carne cruda, cualquier corte
  • Sal para curar
  • Ingredientes para el marinado
  • Sal
  • Pimienta
  • Salsa de soja
  • Azúcar morena
  • Toalla de papel

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Corta tiras de carne seca de un cuarto de pulgada (6 mm) de grosor. Mide las tira para asegurarte de que tengan más o menos el mismo tamaño.de aproximadamente 1 pulgada (2,54 cm) de ancho y entre 4 y 10 pulgadas (10 y 25 cm) de largo. Corta siguiendo la veta de la carne si quieres que sea un poco correosa o contra la veta si la quieres más suave.

  2. 2

    Prepara un marinado para darle sabor. Elige tu propia receta según tu gusto. Cambia la sal del marinado por sal para curar en un radio de uno a uno. Remoja las tiras en el marinado y refrigera entre ocho y 36 horas.

  3. 3

    Drena y seca las tiras. Seca con toallas de papel si es necesario. Frota las tiras con la mezcla de sal y especias. Usa especias comunes como sal, pimienta, salsa de soja y azúcar morena y sazona con otras especias de tu elección. Seca la carne siguiendo el método de tu elección: deshidratador, microondas, horno o ahumador.

Consejos y advertencias

  • Cura cualquier carne que pienses consumir sin calentar a por lo menos 160 grados Fahrenheit (71 C) o 165 F (173 C) si es pollo mediante el curado con sales. La mayoría de los métodos no calientan la carne lo suficiente como para matar las bacterias peligrosas. Curar con sal protege contra estas bacterias infecciosas. Las tiendas de comestibles no suelen vender sales para curar, pero compañías como Morton vende productos difíciles de encontrar directamente a través de su tienda en línea.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles