Cómo curar la hiperhidrosis

Escrito por chantel alise | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Hiperhidrosis es el término médico para describir la condición por la cual el cuerpo no puede controlar la cantidad de sudor que produce. Existen distintas causas para esta enfermedad, como el ambiente, la actividad o la dieta. Algunas medicinas y el alcohol también pueden ocasionarla en algunas personas, al igual que los trastornos emocionales.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Identifica en qué lugar del cuerpo se produce el exceso de sudor. Por lo general se da en las axilas, palmas de las manos, plantas de los pies y alrededor de la zona del rostro y el cuello. También puede aparecer debajo de los senos en las mujeres o alrededor de los órganos sexuales tanto en hombres como mujeres.

  2. 2

    Lleva un diario en el que anotes los episodios de exceso de sudor. Anota qué estabas haciendo y qué ocurría en el ambiente. Anota si habías comido o bebido algo antes del episodio. Para aliviar o curar la hiperhidrosis es necesario encontrar la causa, así que este diario puede darte a ti y a tu doctor algunas pistas.

  3. 3

    Si eres diabético, verifica tu nivel de azúcar en sangre periódicamente. Según el sitio Right Health, muchos doctores concuerdan en que existe una relación entre el nivel bajo de azúcar y la hiperhidrosis.

  4. 4

    Consulta con un doctor para que te ayude a hallar la causa específica de la enfermedad. Puede que tengas que realizar distintos exámenes para descartar algunas condiciones como hipoglucemia, niveles bajos de testosterona, niveles altos de la hormona tiroidea, menopausia y otras que suelen relacionarse con la hiperhidrosis. Puede que también se lleven a cabo exámenes psicológicos para descartar enfermedades como el trastorno maníaco depresivo o algún tipo de demencia.

  5. 5

    Sigue las indicaciones del doctor para ver si ayudan. Por ejemplo, la terapia de hormonas puede aliviar la hiperhidrosis en mujeres menopáusicas, mientras que los medicamentos yodados pueden ayudar en caso de hipertiroidismo.

  6. 6

    Toma duchas más frecuentemente. Mejorar la higiene ayuda a que se formen menos bacterias en el cuerpo.

  7. 7

    Medita con regularidad. Según la Sociedad Internacional de Hiperhidrosis, reducir el estrés físico y emocional podría ayudar a reducir el nivel de sudor.

  1. 1

    Abandona las comidas y bebidas relacionadas directamente con un episodio de hiperhidrosis. Eliminar estos elementos puede aliviar la enfermedad.

  2. 2

    Evita los ambientes que suelen propiciar episodios de hiperhidrosis.

  3. 3

    Deja de realizar actividades que puedan desencadenar hiperhidrosis. Si cierto deporte siempre deviene en un episodio, sería mejor que dejases de practicarlo.

  4. 4

    Bebe grandes cantidades de agua para hidratar el cuerpo. Según el sitio Medicine Net, la deshidratación podría desencadenar episodios de hiperhidrosis en algunas personas.

  5. 5

    Utiliza desodorantes especiales para la enfermedad. Si los de venta libre no funcionan, puedes hacer que un doctor te prescriba uno más fuerte, que contenga cloruro de aluminio o un compuesto de hexahidrato.

  6. 6

    Intenta con tratamientos naturales. Según la Sociedad Internacional de Hiperhidrosis, el jengibre y el gingseng pueden usarse para tratar la enfermedad, aunque no existen estudios científicos que lo confirmen.

  7. 7

    Consume agentes anticolinérgicos prescriptos por el doctor. Según Right Health, se cree que estas drogas ayudan a bloquear las señales enviadas desde el sistema nervioso que desencadenan el sudor.

  8. 8

    Intenta con tratamientos de Botox. En el Centro para la Cura de la Hiperhidrosis han hallado que una o más inyecciones de Botox presentan buenos resultados. El propósito de estas inyecciones es paralizar los nervios que producen el sudor. Estos tratamientos pueden durar unos tres meses.

  9. 9

    Intenta con la iontoforesis. Según la Organización de Hiperhidrosis, se trata de un tratamiento de electrólisis leve que se aplica en la zona del cuerpo que produce un exceso de sudor. Pueden pasar unos días o unas semanas de tratamiento antes de que disminuya el nivel de sudor. Una vez que esto sucede, el tratamiento se reduce a una vez por semana o por mes.

  10. 10

    Consulta con un cirujano si ninguno de estos tratamientos funciona. Se pueden remover las glándulas sudoríparas por medio de una cirugía, lo cual es recomendable en pacientes que presentan hiperhidrosis en una sola zona del cuerpo.

Consejos y advertencias

  • Los tratamientos de iontoforesis se practican en el consultorio médico o en clínicas. Pero a veces se puede prescribir el uso de la máquina en el hogar.
  • Los desodorantes con prescripción pueden irritar la piel o provocar erupciones o quemaduras en algunas personas. Si esto sucede, detén el uso y consulta con el doctor. Las drogas anticolinérgicas pueden tener efectos secundarios, como vista nublada, constipación, diarrea, mareos, sequedad bucal, cambios o supresión del sentidos del gusto, confusión y disminución de la orina. El Botox también puede tener efectos secundarios, como jaquecas e irritaciones estomacales. El Botox está contraindicado en mujeres embarazadas o que planean tener un hijo, así como en las que están amamantando.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles