Cómo curar una infección de amígdalas

Escrito por angela james | Traducido por mila guevarian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo curar una infección de amígdalas
La amigdalitis puede estar provocada por un virus o por una bacteria. (Thinkstock Images/Comstock/Getty Images)

La infección de las amígdalas, también conocida como amigdalitis, hace que éstas se inflamen, mostrándose con frecuencia de color blanco. Además del dolor que provoca al tragar y al hablar, la amigdalitis puede dar lugar a la aparición de síntomas similares a los de la gripe, como fiebre, dolor de cabeza, escalofríos o dolor de garganta. La infección puede estar causada por un virus o por una bacteria. Sea cual sea su origen, se puede curar utilizando el tratamiento adecuado.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Antibióticos, si es necesario
  • Analgésicos
  • Pastillas para la garganta
  • Sal de Epsom
  • Jugo de frutas o verduras 100% natural
  • Agua hirviendo
  • Cúrcuma
  • Jugo de lima
  • Agua salada
  • Un humidificador

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Visita a tu médico para determinar la causa de tu amigdalitis. Para tratar una infección bacteriana, te prescribirá antibióticos, normalmente penicilina. Recuerda que debes completar el tratamiento para acabar por completo la infección. Continúa tomando los antibióticos hasta que se acaben, incluso aunque los síntomas hayan desaparecido.

  2. 2

    Para tratar una infección vírica, toma algún analgésico, como Tylenol, y chupa pastillas para la garganta para aliviar el dolor. Sumérgete en un baño con sales de Epsom para aliviar los síntomas relacionados con la fiebre. Descansa lo suficiente. Bebe jugo de frutas o verduras 100% natural para estimular tu sistema inmunológico y mantenerte hidratado.

  3. 3

    Espolvorea un poco de cúrcuma en una taza de agua hirviendo para hacer una infusión caliente con la que recubrir la garganta y aliviar el dolor urgente de las amígdalas. Para aminorar el dolor, también puedes hacer gárgaras durante todo el tiempo que te sea posible con 2 o 3 cucharaditas de jugo de lima puro disueltas en agua salada.

  4. 4

    Considera la posibilidad de someterte a una amigdalectomía —una operación para extirpar las amígdalas— si sufres episodios recurrentes de amigdalitis. Es posible que sea la única manera de acabar por completo con tu problema.

Consejos y advertencias

  • Prueba a dormir con un humidificador en la habitación. El aire seco puede dificultar la respiración y hacer que resulte más dolorosa. La humedad añadida te ayudará a suavizar la garganta.
  • Busca atención médica inmediata si el dolor llega a ser tan intenso como para no poder tragar. Es probable que tengas que ser hospitalizado para que te administren líquidos por vía intravenosa y poder estar lo suficientemente sano como para combatir la infección.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles