Cómo curar la rosacea con hierbas

4
Ha sido de ayuda

La rosácea o el acné rosáceo es una enfermedad común y a largo plazo de la piel que afecta a millones de personas alrededor del mundo. Esta enfermedad se caracteriza por granos y rojez en el rostro. Hay un montón de cremas y antibióticos para el tratamiento de la rosácea. Sin embargo, muchas de las personas que sufren de esta enfermedad buscan tratamientos con hierbas más efectivos que funcionan tan bien como los medicamentos sin receta.

BananaStock/BananaStock/Getty Images

Otras personas están leyendo

Paso 1

Aplica hojas de té verde sobre tu cara. Cocina estas hojas en agua hasta que hierva, y luego escúrrelas y colócalas sobre la cara en capas. La epigalocatequina es el principio activo de esta hierba que ayuda a reducir el rojizo y la inflamación del rostro. Aplica esto durante cuarenta minutos al día.

Paso 2

Usa aceite de lavanda. Este aceite contiene alcohol linalol que ayuda a calmar el dolor y el rojizo asociados a la rosácea. Asegúrate de lavarte la cara antes de aplicar el aceite de lavanda. Aplica el aceite generosamente y frótalo durante diez minutos sin que entre en contacto con los ojos. Déjalo reposar durante una hora. Luego enjuágalo y déjala secar.

Paso 3

Aplica manzanilla sobre tu cara. El principio activo de esta flor es terpeno bisabolol, que reduce la inflamación, el rojizo y el dolor. Hierve cuatro tazas de flores de manzanilla. Deja que se asienten durante dos horas. Las flores se ablandarán. Escurre el agua y aplica las flores a tu cara. Déjalas reposar durante treinta minutos. Luego, retíralas y enjuágate la cara una vez transcurridas dos horas. Haz esto todos los días.

Paso 4

Aplica una mezcla de avena a tu cara. La avena contiene una alta cantidad de antioxidantes para aliviar la inflamación, la picazón y la sequedad asociados a la rosácea. Prepara un bol de avena como si fueras a desayunar. Exprime un limón y agrega el jugo a la mezcla. El limón actúa y ayuda a combatir las bacterias cuando se mezcla con la avena. Aplica la mezcla tibia a tu cara y déjala reposar durante treinta minutos. Enjuágala y déjala secar.

Paso 5

Usa aceite de árbol de té. Este aceite popular contiene el principio activo terpinen-4-ol, que es un antibacteriano y reduce la inflamación y picazón. Aplica el aceite de árbol de té generosamente sobre tu cara antes de irte a dormir. Déjalo reposar toda la noche y enjuágalo por la mañana.

Consejos y advertencias

  • Consulta con un médico antes de intentar tratar la rosácea con métodos naturales.
  • Si notas un rojizo mayor o una mayor inflamación al aplicar estos tratamientos con hierbas, suspéndelos de inmediato y enjuágate la cara con agua fría. Consulta con un médico.

Referencias

Lee este artículo

Comentarios

Más reciente