Cómo curar utensilios de cocina de hierro fundido

Escrito por john demerceau | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo curar utensilios de cocina de hierro fundido
(Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images)

Curar sartenes, cacerolas, ollas y otros utensilios de cocina de hierro fundido, utilizando aceite o grasa, crea una superficie anti-adherente que dura un largo tiempo y hace que los utensilios sean fáciles de usar y limpiar. Debido a las preocupaciones crecientes acerca de los efectos de los utensilios de cocina con un acabado anti-adherente químico en la salud y el medio ambiente, muchos consumidores están pasando a usar utensilios de hierro fundido que han sido probados en el tiempo. Utilizan el mismo proceso de curado para obtener la misma comodidad y facilidad de uso de la que disfrutaban con los utensilios de cocina tratados químicamente. Puedes curar tus utensilios de cocina de hierro fundido nuevos o limpios de manera fácil, con aceite de cocina o margarina.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Aceite de cocina o margarina
  • Toallas de papel
  • Un cepillo suave
  • Un horno

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Lava tus utensilios de cocina con agua tibia y jabón luego de haberlos limpiado a fondo con virulana o un limpiador abrasivo, si es necesario remover óxido, residuos de alimentos y suciedad.

  2. 2

    Coloca una capa de papel de aluminio en el fondo de tu horno y pre-calientalo a 450 grados F (230 grados C).

  3. 3

    Derrite la margarina en otra sartén si es que estás usando este producto y luego utiliza un cepillo suave, tal como un cepillo de cocina, para distribuir la margarina uniformemente sobre la superficie de cocina de tu olla o sartén. Empapa una toalla de cocina con aceite de cocina y pásala por sobre la superficie de cocina si estás utilizando aceite. Utiliza margarina adicional en tu cepillo o empapa una nueva toalla de papel con más aceite de ser necesario.

  4. 4

    Coloca tu batería de cocina boca abajo en en la parrilla superior de tu horno.

  5. 5

    Permite que el utensilio permanezca en el horno por una hora antes de apagar el horno.

  6. 6

    Deja que la olla o la sartén se enfríen en el horno hasta que lleguen a temperatura ambiente.

  7. 7

    Utiliza tus utensilios curados para cocinar como lo harías normalmente, y evita limpiarlos con jabón para platos o detergente luego de usarlos.

  8. 8

    Repite el proceso cuando sea necesario en el caso de que la capa se desgaste.

Consejos y advertencias

  • Utiliza un aceite de cocina como el aceite de canola, que es bajo en grasas trans y no saturadas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles